Las manos y el juego en el recién nacido

bebe-manos-2222.jpgLas manos de los recién nacidos son una fuente de información muy valiosa para los pediatras. Si el bebé se agarra fuertemente cuando le acercan un dedo, significa que el llamado “reflejo de agarrar” funciona bien y por lo tanto, que el bebé está sano.

Durante las primeras cuatro semanas de vida, los recién nacidos acostumbran a pasar mucho tiempo con las manos cerradas. En el segundo mes, ya pueden permanecer con las manos abiertas durante un lapso mayor. Se nota cómo empiezan a hacer esfuerzos por alcanzar lo que ven y les llama la atención.

Son capaces de mover ambos brazos en dirección al juguete o a la cara de su madre, es decir, hacia una meta determinada. Si están acostados boca arriba, es normal que pasen mucho tiempo jugando con las manos. Alrededor de los seis meses, los bebés son capaces de utilizar una mano cuando quieren alcanzar algo que les interese.

En los meses siguientes van desarrollando una nueva habilidad: agarrar una cosa con cada mano. Hacia los siete u ocho meses aprenden a soltar lo que tienen agarrado. Entonces los bebés emplean principalmente los dedos para agarrar un objeto y ya no tienen que apretarlo contra la palma de la mano para agarrarlo.

Y a los nueve meses…..ahora dan un paso sensacional. Son capaces de dejar en forma consciente y controlada lo que tiene en la manito. Lo tiran todo al suelo, especialmente cuando los llevan de paseo en su cochecito. Una de las “armas arrojadizas” favoritas y la que tienen más a mano, es el chupete.

Cada semana el pequeño se vuelve más habilidoso. Con 11 ó 12 meses puede emplear el pulgar y el índice, ambos estirados, como si fueran unas pinzas. Es capaz de recoger las miguitas ó las cosas más pequeñas del piso. Alrededor del año aprenden a usar sus dedos como otra herramienta, las tenazas. El pulgar sigue estirado, mientras que el índice está curvado.

Durante esta fase de aprendizaje, los padres pueden ayudar a su hijo poniendo a su alcance los objetos más variados. Esto quiere decir ni demasiado lejos ni demasiado cerca: es decir a una distancia que le permita llegar a su objetivo con un pequeño esfuerzo. La cuestión es agarrar, aprender, así……como puedan.

¡Comparte!

PinIt

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>