Con este término médico tan extraño se denomina a las madres primerizas de más de 35 años.

–Aproximadamente, el 11% de las parejas españolas tiene su primer hijo cuando la mujer ya ha cumplido los 35 años. ¿Y por qué? El hecho de que la mujer esté ya plenamente integrada en el mercado laboral hace que la maternidad se vaya posponiendo. Además, la medicina ha avanzado mucho en el campo de las concepciones tardías y ha minimizado muchos de los peligros que antes suponía ser madre con más de 35 años.

–¿Qué riesgos puede tener el primer hijo más allá de los 35? Una primípara añosa puede padecer más riesgo de hipertensión, diabetes, procesos varicosos y anemia ferropénica, aunque todos ellos pueden estar perfectamente controlados por el ginecólogo. Para evitar este tipo de problemas, el seguimiento médico debe ser más cuidadoso y se harán más pruebas que a una madre de menos edad. En cuanto al riesgo de aborto, las estadísticas y estudios publicados nos indican que es muy superior a partir de los 38 años.

–¿Por qué hay más cesáreas?: Porque los tejidos están más duros, la dilatación se alarga, y tienen una expulsión más lenta con más riesgo de sufrimiento fetal. Hoy día casi todos los partos se monitorizan, y si se complican, se hace cesárea

Dejar una respuesta