bebé

Muchos papás y mamás se adelantan al darles alimentos sólidos a su hijo. Tanto una temprana como tardía primera exposición a los alimentos sólidos de los bebés parece estar asociada con el desarrollo de diabetes. Debemos respetar cada etapa y no ir con prisas. Parece ser que en los últimos años se han incrementado los casos de personas que están sufriendo Diabetes tipo 1, sobre todo, el colectivo de niños menores de 5 años. Para prevenir esta difícil enfermedad, debemos cuidad la dieta de nuestros hijos.

Un grupo de científicos de la Escuela de Salud Pública de Colorado de la Universidad de Colorado (EEUU) examinaron las asociaciones entre la exposición perinatal e infantil a la dieta, especialmente precoz en la infancia y el desarrollo de la diabetes. Los resultados mostraron que la primera exposición a cualquier alimento sólido, tanto en fase temprana, antes de 4 meses, como tardía, después de 6 meses de edad, se asoció con el desarrollo de la diabetes tipo 1. Esta relación era especialmente importante en la exposición temprana a la fruta y la exposición tardía al arroz.

También cabe destacar que introducir trigo o cebada durante la lactancia materna parece estar asociado con una disminución del riesgo de padecer diabetes. En definitiva, citar que para ir a lo seguro y prevenir estas u otras enfermedades, debemos introducir los alimentos sólidos entre los 4 y 5 meses de edad.

Dejar una respuesta