Bicicleta: 7 razones por las que todo niño debería aprender a montarla

La bicicleta es un deporte que tiene innumerables beneficios no solamente para la salud, sino para el medio ambiente y el bolsillo.

La bicicleta se ha convertido en un elemento muy utilizado no solo porque ayudan a ponerse en forma, sino que también son un medio de transporte amigable con el medio ambiente.

Muchas personas se desplazan por las ciudades en bicicleta ya sea para ir al trabajo, hacer deporte o dar un paseo, son cada vez más vistas en lugares de todo el planeta.

Es un deporte ideal para enseñar a los niños ya que se realiza al aire libre, aprenden a estar en contacto con la naturaleza y además tiene muchos beneficios para la salud de los pequeños.

Tengamos cuenta que puede haber algunos tambaleos, raspaduras en las rodillas, pero todo es al principio. Una vez que la domina, andar en bicicleta es una habilidad que permanecerá con el niño de por vida.

Beneficios de montar en bicicleta para los niños

Montar en bicicleta por diversión es genial, disfrutar de la naturaleza y la conexión con la familia.

Simplemente por diversión

A veces, las cosas simples de la vida son las más gratificantes. Aprender a andar en bicicleta es una de ellas. Una vez el niño comienza a andar en ella, se convierte en una actividad divertida y gratuita que puede disfrutar con amigos y familiares de por vida.

Mantiene a los niños activos físicamente

Los pediatras recomiendan para la salud de los niños que realicen al menos una hora de actividad física vigorosa todos los días para mantenerse saludables.

Mejora la salud en general

Existe una relación directa y positiva entre andar en bicicleta y la aptitud cardiorrespiratoria y muscular de un niño. Está comprobado que proporciona una composición corporal favorable y mejores biomarcadores de salud ósea, cardiovascular y metabólica.

Aprender a andar en bicicleta a una edad temprana es una inversión para toda la vida, ya que aumenta la longevidad, reduce la presión arterial y fortalece el corazón. Mejora significativamente el funcionamiento de todo el cuerpo.

Reduce el riesgo de obesidad, eventos cardiovasculares, diabetes tipo 2 e hipertensión en el futuro, por nombrar algunos.

Mejora la salud mental y social

por que el ciclismo es bueno para los ninos beneficios para el cuerpo y la mente

No solo mejora la salud física, sino también la salud mental y social. Proporciona una influencia positiva en el desarrollo y aprendizaje del cerebro de un niño.

Mejora el rendimiento cognitivo ya que las actividades físicas estimulan más regiones del cerebro para el control cognitivo. Aumenta la capacidad de concentración de los niños, lo que puede ayudarlos durante su tiempo en la escuela.

Varios estudios demuestran que andar en bicicleta, como forma de ejercicio, ayuda a los niños con trastornos como el TDAH. Los niños que padecen trastornos de atención, los ayuda a equilibrar el cerebro y el cuerpo, lo que también regula el estado de ánimo y el comportamiento. Ofrece a los niños la capacidad de comprender sus propios sentimientos.

Brinda alegría, confianza en sí mismo y satisfacción a través de la experiencia del dominio de las habilidades.

Los niños adquieren autoestima y confianza a través de la experiencia de libertad, autonomía e independencia. Amplía y estimula su imaginación. A los niños les encanta la sensación de aventura y exploración.

Además, les da a los niños más oportunidades para hacer conexiones sociales. Esto enriquece las habilidades sociales que les pueden ayudar en su futura socialización. Proporciona tiempo social y de calidad con la familia y los amigos.

Transforma la cultura y cierra la brecha de género

bike 775799 960 720

Promueve la igualdad de género ya que es una actividad neutral que le pueden practicar niños o niñas. Empodera a las niñas y mujeres jóvenes a sentirse más cómodas con sus cuerpos y les anima a practicar deportes y actividades físicas.

Salva al planeta

Enseñar a los niños los efectos de la contaminación en nuestro planeta mientras aún son pequeños es imprescindible.

Andar en bicicleta en edad temprana tiene beneficios a largo plazo para el medio ambiente ya que no emiten productos químicos nocivos que degrade en nuestro aire.

Reduce la necesidad de conducir automóviles, lo que disminuye las peligrosas emisiones de carbono.

Alivia la congestión del tráfico y erradica los problemas de estacionamiento. Más bicicletas, menos coches. Menos coches, menos contaminación. Menos contaminación, menos estrés.

Ahorra dinero

Conducir un vehículo lleva un gasto muy grande de gasolina y estacionamiento. Sin embargo, el costo de andar en bicicleta es mucho más económico y el estacionamiento es gratis.

Para terminar…

Algo a tener en cuenta son las medidas de seguridad que hay que tomar al enseñarles. Asegúrate de que el niño use el casco adecuado, que la bicicleta tenga ruedas estabilizadoras de seguridad. También, puedes comprar las rodilleras para evitar raspones y moretones.

Los beneficios que otorga son varios y no solamente para la salud, sino para el medio ambiente y el bolsillo. Por lo tanto, enseñarles a montar a una edad temprana es indispensable, ya que es probable que se acostumbren a hacerlo en el futuro y les facilite mucho la vida.

Fotos: Pixabay.

Ir arriba