Caída en el embarazo: 8 recomendaciones para su prevención

Es importante tener en cuenta las recomendaciones para evitar una caída importante.

Una caída durante el embarazo puede ser algo frecuente ya que el peso de la barriga puede hacer que pierdas el equilibrio. Además, las mujeres embarazadas muchas veces se encuentran más torpes y menos ágiles por el aumento del peso corporal y recordemos que las articulaciones y los ligamentos se vuelven más laxos y como consecuencia hay torcedura de tobillo.

No te estreses: si bien una caída accidental durante el embarazo puede ser molesta e incluso dolorosa, no es nada inusual y es raro que tu bebé sufra daños. ¿La razón? El increíble útero de tu cuerpo está revestido de músculos fuertes y está lleno de líquido amniótico que puede amortiguar la mayoría de los golpes.

Si te ha ocurrido una caída leve es probable que todo esté bien para ti y tu bebé, pero es bueno asegurarse y hablar con tu médico para informarle y confirmar que todo esté bien.

Si has tenido una caída más grave, es posible que sufras esguinces, torceduras, u otros problemas, pero tu médico te podrá dar un diagnóstico y un tratamiento adecuado si ese es el caso.

¿Una caída durante el embarazo podría dañar al bebé?

Cualquier lesión tendría que ser lo suficientemente grave como para lastimarte seriamente antes de dañar directamente a tu bebé.

Las paredes del útero son músculos gruesos y fuertes que ayudan a mantener seguro al bebé. El líquido amniótico también sirve como colchón. Durante las primeras semanas del embarazo, el útero se coloca detrás del hueso pélvico, lo que brinda más protección.

Lo más probable es que la caída no haya lastimado al bebé sin embargo si estás preocupada consulta con tu médico para tu tranquilidad.

Consultar con el médico de manera inmediata si ocurre lo siguiente:

  • Sí luego de la caída sientes gran dolor, si tienes sangrado o el golpe fue directo en el abdomen.
  • Estás experimentando sangrado vaginal o pérdida de líquido amniótico.
  • Sientes dolor intenso o sensibilidad en el abdomen, el útero o la pelvis.
  • Tienes contracciones uterinas.
  • Notas una disminución en el movimiento fetal.

En la mayoría de los casos, tu bebé estará bien. Pero tú médico podría realizar pruebas para asegurarse de que todo esté bien.

¿Qué puedo hacer para prevenir las caídas durante el embarazo?

Si tomas algunas precauciones y adoptas nuevos hábitos es posible que puedas evitar una caída grave durante el embarazo.

Elegir calzado cómodo

Los zapatos cómodos son una herramienta fundamental para evitar una caída.

Elige zapatos planos en lugar de tacones. Los zapatos planos o las zapatillas de deporte son opciones más seguras que los tacones altos. Pero debes tener cuidado también con las chanclas, que son planas, pero pueden ser inestables para caminar.

Acostúmbrate usar las barandillas

Parece obvio, pero es muy importante acostumbrarse a sujetarse siempre de la barandilla para obtener apoyo adicional mientras subes y bajas las escaleras.

Camina lento

No hay necesidad de caminar rápido cuando estás embarazada, tómate tu tiempo mientras te mueves por la casa o haces los mandados.

Busca caminos planos

pregnant 1561750 960 720

Las aceras son su mejor opción para caminar en lugar de superficies irregulares como el césped o senderos llenos de baches en el bosque.

Practica una buena postura

pregnant 2568395 960 720

Practicar buenas posturas te ayudará a equilibrar mejor tu cuerpo. Puedes prevenir los calambres musculares y las sensaciones de hormigueo en los pies practicando una buena postura durante el embarazo.

Esto minimizará la probabilidad de que tengas una caída durante el embarazo. También practicar algunas posturas de yoga puede resultar muy beneficioso en este período.

Lleva el celular en todo momento

Mantener el teléfono contigo es importante porque puedes pedir ayuda en caso de ser necesario. Tenerlo si sufres una caída y te encuentras sola puedes llamar al 911 para obtener más ayuda, o si no tienes forma de levantarte y estás en el suelo.

Mantener tu energía alta

Guarda bocadillos buenos y saludables y una pequeña botella de agua en tu bolso o escritorio para evitar cualquier mareo causado por un nivel bajo de azúcar en la sangre o sed.

Alfombras antideslizantes

En el mercado hay alfombras antideslizantes que se pueden colocar en las zonas de riesgo como la cocina o el baño, que te ayudarán a prevenir caídas.

Los calcetines antideslizantes también son una de las formas de prevención. Estos calcetines tienen ranuras como patrones de hilos en la suela para evitar resbalones y crear más fricción, especialmente al caminar sobre superficies lisas y baldosas.

Para terminar…

El embarazo trae muchos cambios fisiológicos. Por lo tanto, tener un cuidado especial es un requisito. Caídas, resbalones, tirones y golpes en el embarazo no se consideran buenos.

Es importante ser un poco atenta y cautelosa, además incorporar algunos cambios en tu rutina diaria, aunque sean pequeños, puede ayudarte a evitar alguna caída durante el embarazo, o si ocurre que sea leve, y que no se transforme en un factor de riesgo para tu salud y la del bebé.

Recordemos que las mujeres pueden volverse más propensas a resbalarse o tropezarse cuando están embarazadas. Prueba estos efectivos consejos para evitar lastimarte. Cuídate mucho.

Fotos: Pixabay.

Ir arriba