Los cuidados del pecho en el embarazo son indispensables para que se puedan mantener hidratados, sanos y en buen estado, tanto por dentro como por fuera.

cuidados del pecho en el embarazo
Fuente: Más que salud

En el embarazo tenemos que cuidarnos mucho más que en cualquier otro momento de nuestra vida, ya que creamos una vida dentro de nosotras y debemos procurar que nuestro bebé se desarrolle de la mejor manera posible. Los cuidados pecho durante la gestación son muy importantes por muchos motivos, beneficiosos tanto para la madre como para el bebé.

El pecho es la primera parte del cuerpo en la que se nota el embarazo, ya que empieza a prepararse muy pronto para la llegada del bebé. Hoy me gustaría hablarte de los cuidados del pecho en el embarazo, especialmente de los 10 que se podrían considerar imprescindibles para que los tengas siempre en perfecto estado.

¿Cuidas tu pecho como debes?

1. Utiliza jabones específicos para tu tipo de piel, poniendo especial atención en que no te la resequen. Muy importante la zona de los pezones, ya que si está seca aparecerán grietas y son muy dolorosas. Debes también secarte muy bien los pechos después de ducharte.

2. Organiza bien tu tiempo para que puedas dedicar unos minutos al día a hidratar los senos, tanto en la ducha como después aplicándote una crema hidratante.

3. Utiliza una crema antiestrías para el pecho, especialmente a partir del segundo trimestre, ya que es cuando más empezarán a aumentar su tamaño. Al ser más grandes, prácticamente de repente, serán muy propensos a que aparezcan las siempre odiadas estrías.

cuidados del pecho en el embarazo
Fuente: Más vida

4. Hay que tener mucho cuidado con los sujetadores, ya que elegir uno de forma inadecuada puede deformarte el pecho. Los más recomendables son de algodón y con tirantes anchos, y no deben tener aros. Utilízalos todo el día, incluso para dormir, así en todo momento tus pechos estará bien sujetos y contarán con un apoyo adecuado.

5. Si tu pecho ha aumentado demasiado, algo que nos suele pasar a muchas mujeres, la mejor opción para dormir es un sujetador deportivo. Gracias a sus características, los senos estarán muy bien sujetos y no sufrirán por el roce de la ropa o las sábanas.

6. Es probable que comiences a tener calostro, así que utiliza protectores desechables para que no se humedezca el sujetador y se mantenga esa humedad en el pecho todo el día. Retira los protectores cuando estén mojados, ya que si siguen ahí hará que se te agrieten los senos.

7. Haz ejercicios que te ayuden a fortalecer el pecho y los músculos superiores de la espalda. Consulta antes con tu médico para que te recomiende qué ejercicios hacer, ya que no siempre los mismos ejercicios son buenos para todas las mujeres. Todas tenemos nuestras circunstancias y cada embarazo es un mundo, así que nunca hagas estas cosas sin hablar directamente con un especialista.

8. Si te duelen los pechos, hazte masajes suaves y circulares, te ayudarán a relajar la tensión en esa zona y notarás un gran alivio. Puedes hacerlo cada vez que te duela o bien una vez al día, por ejemplo por las noches cuando te acuestes, si te das un baño o cuando te tumbes en el sofá a descansar.

9. Para que la piel del pecho esté en perfecto estado, lo que ayuda a que disfrutes de mayor bienestar, procura llevar una alimentación rica en vitamina C. Consume muchas frutas y verduras verdes, que formen parte de tu alimentación diaria, te sentarán muy bien y le aportarán muchos beneficios a tu piel y tu organismo.

cuidados del pecho en el embarazo
Fuente: Ok diario

10. La última de las calves es beber, al menos, dos litros de agua al día, así mantendrás toda la piel de tu cuerpo bien hidratada. Realmente no tiene por qué ser agua, puedes beber también leche, infusiones o lo que el médico te recomiende.

¿Por qué es tan importante el pecho durante el embarazo?

No cabe duda de que el pecho tiene una gran importancia durante el embarazo, por lo que hay que cuidarlo. La gran mayoría de las mujeres deciden alimentar a sus bebés con la leche materna, así que es lógico que debas cuidar muchísimo esta parte de tu cuerpo durante la gestación. Cuanto mejor lo trates y más lo prepares, en mejor estado general estará, aunque hay que dejar claro que su aspecto exterior no tendrá nada que ver con la cantidad de leche que sea capaz de proporcionar a tu  bebé.

Mi recomendación como mamá es que le des a este tema la importancia que realmente tiene y merece. Los cuidados del pecho durante el embarazo harán que te sientas mucho mejor, tanto por dentro como por fuera. Cuidados que tendrás que mantener y aumentar durante la lactancia para evitar posibles problemas como la mastitis, y recuperar pronto el pecho de siempre con los menores signos posibles.

2 Comentarios

Dejar una respuesta