marco-fotos-bautizo

El bautizo es para muchas familias una celebración importante,  y ojo, porque los hay que son muy eclesiásticos y otros que no lo son tanto, sino que lo que buscan es que su pequeño tenga su primer día especial y tener la posibilidad de presentárselo a toda la familia, amigos y conocidos.

Sea como fuere, hay varias cosas que no debes olvidar dentro del bautizo en sí, pero hoy quiero centrarme en un par de conceptos que muchas veces los tenemos como secundarios.

El primero son las invitaciones de bautizo, como bien sabrás (o deberías) la industria de las invitaciones ha cambiado mucho en los últimos años, y ahora te ofrecen diseños de todo tipo para esta celebración desde las más clásicas de toda la vida hasta otras con formatos más modernos (incluso parecidos a un marcapáginas) y llenos de colores con la foto de tu criatura bien grande.

Por otro lado están los detalles y recuerdos de bautizo, ten en cuenta que tu detalle dependa como sea pueden ocurrir dos cosas con él: la primera es que el detalle guste realmente y se convierta en parte de la decoración de la casa a quien se lo regalas, y la segunda es que acabe sepultado en un cajón.

Como lo que se persigue con esto es la primera opción, hay que tener muy en cuenta qué se regala para que tus asistentes no opinen que en lugar de hacerles un detalle se lo estás perpetrando. Hace años, al igual que con las invitaciones el tema era bastante complicado, pero ahora por suerte los tiempos han cambiado y tienes detalles de todo tipo como llaveros o marcos para fotografías, que además de ser prácticos son de un precio muy ajustado.

Como ves, todo lo que está relacionado con los bautizos ha cambiado mucho, y está en tu mano aprovecharlo.

Dejar una respuesta