(Segunda parte). Continuamos con nuestra recopilación sobre  dudas y preguntas más frecuentes sobre practicar el sexo en el embarazo.

3.El dolor abdominal tras el coito, ¿es normal?

Sí, entra dentro de lo normal. En cualquier caso, no debería ser dolor, sino simplemente malestar. Ocurre porque la oxitocina que se libera cuando alcanzas un orgasmo afecta al resto de tu organismo. Puedes sentir unas pequeñas contracciones, pero son diferentes a las contracciones del parto. Sólo has de preocuparte y contactar con tu ginecólogo o matrona si los calambres o contracciones duran más de 30 minutos. El semen contiene prostaglandina, una sustancia que hace que el útero se contraiga. Utiliza un preservativo si las contracciones te son incómodas o te preocupan. En realidad, todas las mujeres, embarazadas o no, experimentan estas contracciones cuando tienen un orgasmo. La única diferencia es que, como el útero es ahora más grande, las sientes más o, al menos, de forma diferente.

4. Mi deseo sexual sufre altibajos enormes. ¿Es por culpa del embarazo?

Sí, es un efecto colateral frecuente del embarazo. Mientras que el cansancio, las náuseas y las molestias pueden acabar con tu libido en algunas ocasiones, las hormonas también pueden hacerte sentir sexy. Están ocurriendo muchas cosas en tu cuerpo, sufres cambios hormonales y emocionales. Todo ello hace que tu vida sexual mejore o… empeore. Habla con tu pareja y explícale cómo te sientes para que sepa a qué se debe tu actitud en un momento dado. Dependerá, incontrolablemente, de los días: unos estarás arrebatadora, y otros, absolutamente, apática. Necesitarás la comprensión de tu pareja, porque es algo que no puedes dominar.

5. Tuve un leve sangrado tras practicar sexo. ¿Debo preocuparme?

Un ligero sangrado tras las relaciones sexuales es bastante normal y suele deberse a unas erosiones inofensivas en la cérvix, que pueden tratarse fácilmente después del parto si fuera necesario. La sangre suele ser de color marrón y desaparece a las pocas horas. Lo más sensato es que suspendas las relaciones hasta que tu ginecólogo te examine para averiguar la causa.

Dejar una respuesta