Un hogar limpio y ordenado es fundamental para prevenir la aparición de enfermedades que puedan afectar a los miembros de la familia. Cualquier objeto que nos encontremos dentro del hogar, ya sean mesas, sillas o cuadros, son el lugar perfecto para que puedan aparecer todo tipo de gérmenes perjudiciales para nuestra salud. Esta situación se hace más importante cuando vivimos con niños pequeños que están todo el día tirados por el suelo. En estos casos, para conseguir una mayor desinfección, no hay nada mejor que utilizar el vapor.

El vapor, la mejor solución para acabar con la suciedad

Teniendo en cuenta todo lo anterior, el vapor se ha convertido en una de las herramientas más poderosas para combatir todo tipo de suciedad. Es ideal para limpiar en profundidad y desinfectar todo tipo de superficies sin tener que utilizar ningún otro producto químico. Es habitual utilizar el poder del vapor para esterilizar biberones, chupetes y tetinas.

Seguramente todos hemos pensado alguna vez que debería ser igual de fácil mantener a salvo de gérmenes a los niños cuando gatean por casa que poner una tetina a hervir. Hacerlo posible es algo que Francesca Polti, directora del Grupo Polti, empresa especialista en el uso doméstico del vapor, se planteó como reto hace ya un tiempo: crear un producto ligero, ecológico y silencioso a vapor, tan sencillo y útil que cualquier lo usaría con la misma naturalidad y frecuencia que una bayeta.

Moppy de Polti

Y así nació Moppy (comprar un Moppy), la solución eco-friendly, ligera y rápida de Polti,que con solo 0,7 litros de agua puede limpiar un piso entero, sin necesidad de detergentes ni productos químicos. Tiene una doble función:atrapa el polvo y limpia las superficies usando vapor. Con Moppy por fin puedes higienizar el suelo sin esfuerzo, sin cables, y llegar a todos los rincones de la casa.

Moppy está compuesto por una mopa articulable y una base de carga para vaporizar e higienizar el paño de microfibra a más de 100 grados. Esto permite limpiar e higienizar todo tipo de suelos, además de superficies verticales lavables. Es capaz de acabar con el 99,9% de los gérmenes y bacterias. Todo ello sin dejar el suelo mojado ni con halos.

Moppypesa solo 0,5 kg ya que en su estructura de aluminio utiliza un paño de microfibra impregnado de vapor y de esta manera para limpiar no hay que cargar apenas peso. Este aspecto es muy importante si se está embarazada o tras cargar largas jornadas con el bebé,y en cualquier caso para cuidar la espalda. No tiene cables, evita salpicaduras, mancharse las manos o hacer fuerza como ocurre escurriendo la fregona, y es completamente silencioso, por lo que se puede usar hasta cuando los pequeños de la casa duermen.

El hogar es el sitio más agradable para pasar tiempo de calidad en familia, disfrutar del aprendizaje y juego de los niños y de la compañía de las mascotas, para ello es importante que todo el ambiente esté saneado y limpio para disfrutar sin preocupaciones.

Dejar una respuesta