Desde el primer día de embarazo tu pecho comienza a cambiar progresivamente de tamaño y debes comprarte sujetadores nuevos, acordes con la nueva talla.  Además, se volverá más sensible, lo cual es una característica a tener en cuenta.

Elegir un sujetador adaptado para el embarazo es importante, tanto a nivel estético como para la salud del pecho. Pocas mujeres son conscientes de la importancia de llevar el sujetador adecuado y a menudo la talla elegida no es la correcta. Al quedarte embarazada debes tener en cuenta también que tu pecho aumenta y, por lo tanto, deberás cambiar la talla que usabas hasta el momento. Para ayudarte a elegir el sujetador que mejor encaja con tu cuerpo, hay que tener en cuenta varios factores:
El tejido. Es recomendable usar tejidos naturales como el algodón, evitando a ser posibles encajes y puntillas, que puedan rozar el pecho y aumentar la sensibilidad del mismo, provocando molestias
-La copa. Es la zona del sujetador que recoge y da forma al pecho. Debe amoldarse perfectamente a tu pecho, sin ser ni más grande ni más pequeño de lo necesario.
-El contorno. Se trata del ancho de espalda y es un factor clave a tener en cuenta para elegir un sujetador que se ajuste a ti, pero sin oprimirte. El tejido del sujetador debe ser flexible y ajustable para adaptarse a esta zona. Recuerda que el contorno de espalda adecuado queda a la altura del pecho, ni más arriba ni más abajo.
Los tirantes. Los más cómodos son aquellos confeccionados con tejidos elásticos. Los rígidos no se ajustan bien a los movimientos y aquellos que usan tejidos de fantasía, como brocados o encajes, tienden a ceder. Recuerda que el tirante debe ser lo suficientemente ancho para aportar una buena sujeción y ser cómodo en los hombros.
Las mujeres suelen quejarse de lo poco eróticos y sexys que resultan los sujetadores para embarazadas. Sin embargo, cada vez son más las marcas que se preocupan por diseñar sujetadores especiales para la maternidad que además de proteger el pecho resulten sensuales para la mujer.

Estar embarazada, no significa tener que renunciar a sentirse sexy por dentro y por fuera. Busca la ropa de embarazada que mejor te siente y vive tu embarazo como una de las mejores etapas de tu vida.

 

Imagen: rondebelle

Dejar una respuesta