Ya desde pequeñitos, nuestros hijos son como esponjas que van absorbiendo conocimiento y desarrollando parte de todo su potencial.

Por ello enseñarles a reciclar, desde pequeños, hará que los niños se empapen del concepto y lo interioricen, del tal manera que no les costará ningún trabajo reciclar.

Es como ducharse, aprender a recoger el plato, tirar de la cadena del baño.. son cosas que, si las aprendemos desde pequeño, se hacen prácticamente por inercia.

bebe-en-caja-de-reciclaje

Por ello reciclar debe convertirse en una práctica habitual en casa. Si quieres que tu hijo aprenda a reciclar desde joven, esto debe convertirse en algo que toda la familia haga.. pues no podemos predicar, si no damos ejemplo de ello.

Reciclar es vital para nuestro planeta, por lo tanto para nosotros.. y ya es hora de concienciar tanto a grandes como a pequeños.

Somos muchos los que estamos aprendiendo aún el propio concepto, ya que reciclamos pero a veces cuesta hacerlo. Pero este concepto es importante, y esto debemos explicarlo  a nuestros pequeños.

Puedes comenzar poniendo una basura separada en casa, por colores.. e ir diciendo -tira esto en el amarillo, en el azul, en el verde..-

Cuando sean más grande ve cambiando la forma de decirlo, ve añadiendo términos nuevos que pueda entender.

Llegará un punto que podrás explicar con palabras sencillas qué es lo que está cogiendo y por qué vamos a tirarlo en ese color.

Por ejemplo, -este brik de leche lo tiramos en el amarillo, porque es de cartón- Como ves es más sencillo de lo que parece, ya que los niños aprenden normalmente muy rápido más de lo que puede parecer.

Es importante que tus hijos puedan aprender, de ti, que la basura se puede clasificar separándola por colores.. incluso puedes llevarlos a puntos donde estén los contenedores de la calle.

Foto: babybedding.com

Dejar una respuesta