Infusiones durante el embarazo: ¿Cuáles son las recomendadas?

Las infusiones durante el embarazo son beneficiosas para complementar el líquido que necesita tu cuerpo, pero debes hacerlo con moderación.

Las infusiones son una buena manera de hidratarse y durante el embarazo es importante beber mucho líquido, pero a pesar de que las infusiones parecen ser inofensivas por ser «naturales», algunas pueden contener sustancias que no son recomendables durante esa etapa.

Tengamos en cuenta que reemplazar bebidas como el café o los refrescos por infusiones de hierbas y frutas también te ayudará a reducir la cantidad de cafeína que consumes.

Consejos para beber infusiones sin preocupaciones

plantas medicinales embarazo

Las infusiones se utilizan a diario para tratar una variedad de trastornos de la salud. Aportan muchos beneficios al organismo y reducen los síntomas relacionados con muchas dolencias. Algunas ayudan a sistema digestivo, otras favorecen al sistema nervioso, bajar niveles de estrés y conciliar el sueño entre otros beneficios.

Sin embargo, las mujeres embarazadas deben tener especial cuidado, ya que algunas pueden volverse potencialmente peligrosas durante el embarazo.

Por razones de precaución, todas las mujeres embarazadas deben consultar a su ginecólogo si tienes dudas al consumir alguna hierba específica, y es recomendable evitar la mezcla de ellas.

Puedes beber ciertos tipos de té de hierbas, pero debes seguir las siguientes reglas:

  • Evita hacer mezclas por tu propia iniciativa;
  • Sigue estrictamente las dosis indicadas en el paquete, evitando cualquier forma de abuso.
  • Abstenerse de tomar infusiones de hierbas y medicinas tradicionales al mismo tiempo.

Infusiones seguras de tomar durante el embarazo

Té verde

Se considera seguro durante el embarazo y es mucho más bajo en cafeína que el café, alrededor de 25 gramos por taza frente a 100 gramos. Sin embargo, debes limitarte a 2 tazas de té verde al día.

Recuerda que el té verde es rico en catequinas, sustancias que pueden evitar que las células absorban completamente el ácido fólico. Tu cuerpo necesita mucho ácido fólico durante el embarazo para ayudar a prevenir defectos del tubo neural.

Té blanco o negro

Son otras infusiones populares que se consideran seguras para beber durante el embarazo solo recuerda no exagerar.

Manzanilla

tea 5285678 960 720

Una taza de té de manzanilla antes de acostarte puede ayudar a relajarte, pero debes evitar tomarla en grandes cantidades.

También favorece la digestión, elimina la sensación de pesadez, la inflamación y proporciona un efecto relajante. Como máximo puedes consumir 2 tazas al día.

Jengibre

ginger 6705349 960 720

Puede ayudar a aliviar las náuseas, además, las infusiones de jengibre son efectivas contra los vómitos especialmente matutinos. Tiene propiedades antioxidantes que favorecen al organismo, es rico en potasio y hierro, magnesio y vitamina E.

Hojas de frambuesa

Dentro de las infusiones recomendadas para embarazadas la de hojas de frambuesa, que ayuda a tonificar los músculos del útero preparándolo para el parto. Es importante dosificar su consumo.

Rooibos

Es una infusión que contiene antioxidantes, estimula las defensas y el sistema inmunológico, además, favorece a la circulación sanguínea.

¿Qué infusiones debes evitar durante el embarazo?

  • Aloe vera
  • Diente de león
  • Artemisa
  • Caléndula
  • Ginseng
  • Consuelda
  • Ajenjo (que pueden pasar a la leche y son tóxicas para el bebé)
  • Eucalipto y Gingko biloba (ambas pueden pasar también a la leche materna)

Como regla general, las infusiones a base de hierbas que se utilizan para cocinar son seguras para beber durante el embarazo. Sin embargo, no debes beber té de perejil o té de salvia durante el mismo, aunque ambos son seguros para usar con moderación al cocinar.

El perejil y la salvia se han relacionado con la presión arterial alta e incluso con el aborto espontáneo, aunque el riesgo sigue siendo bajo. Pero siempre es mejor prevenir.

Precauciones de los expertos al tomar infusiones

  • Es importante recordar que los tés negro, verde y blanco contienen cafeína, y puede ser fácil exagerar su consumo.
  • Expertos obstetras y ginecólogos aconsejan a las mujeres embarazadas que limiten su consumo de cafeína a menos de 200 miligramos por día.
  • Una taza de té negro tiene casi 50 miligramos, mientras que una taza de té verde tiene alrededor de 25.
  • Las infusiones a pesar de ser saludables no siempre son seguras durante el embarazo, por lo tanto, antes de beberlas debes calcular su contenido de cafeína.
  • Es aconsejable consultar al médico los tés de hierbas que quieras consumir.

Infusiones preparadas especialmente para la embarazada

En los supermercados y tiendas naturistas venden infusiones de hierbas preparadas especialmente para las mujeres embarazadas.

Aunque los fabricantes de tés para embarazadas promocionan sus productos como saludables para las futuras mamás, ningún estudio clínico respalda estas afirmaciones y la seguridad de los ingredientes no está regulada.

Antes de tomar cualquier infusión lo ideal es consultar con un médico sobre los ingredientes y qué efecto puede causar en tu salud. De esa manera te vas a quedar más tranquila sabiendo que tus infusiones favoritas sean seguras para ti y para tu bebé.

¡¡Cuidar la salud de los dos en este período es fundamental!!

Fotos: Pixabay.

Ir arriba