A menudo los bebés vomitan mientras comen o al acabar de hacerlo. Si tu hijo tiene mucha hambre o traga mucho aire mientras mama es posible que devuelva un poco de leche (esto se conoce como regurgitación), pero si los vómitos son excesivamente frecuentes o violentos puede que estemos ante un caso de estenosis pilórica.

¿Qué es?

El vómito asociado al reflujo suele aparecer a las pocas semanas del nacimiento y sucede porque el esófago de tu bebé es demasiado corto y el anillo muscular, que constituye la entrada a su estómago (el píloro), puede estar un poco flácido y no ser capaz de retener la leche que hay en él, haciendo que ésta suba por donde ha bajado.

Signos claves:

  • Tu bebé devuelve la leche cada vez que lo alimentas.
  • Sus vómitos parecen bastante violentos y tienes dudas de si habrá retenido algo de alimento en su estómago.
  • Entre episodio y episodio de vómitos, tu hijo está bien y va ganando peso.
  • Ocasionalmente, en el vómito puedes encontrar pequeñas trazas de sangre. Las causan los ácidos presentes en el estómago, que erosionan la mucosa de su esófago. Si esto pasa, coméntaselo a tu pediatra.

¿Cómo ayudarle?

Si tu bebé parece sano y va ganando peso no es probable que tenga problemas a largo plazo. Procura asegurarte de que cuando le alimentas traga el mínimo de aire posible. Antes de la tetada no le dejes llorar mucho y ayúdale suavemente a eructar cuando acabe de mamar. Si estás preocupada, consulta a tu pediatra.

¿Cuándo es grave?

Puede que tu pediatra quiera hacerle algunas pruebas. Entre ellas hay una que consiste en darle a tu bebé una papilla especial con bario, que permite hacerle luego radiografías para comprobar si hay algún problema. También es posible que a tu hijo le receten algún espesante alimentario con antiácido para intentar que la leche se quede en su sitio, pero los espesantes sólo deben emplearse por prescripción médica. Incluso cuando la estenosis es grave, la mayoría de los niños que la padecen van ganando peso sin problemas y para cuando cumplen un año ya la han superado.

Dejar una respuesta