conversar

Los niños, como todas las personas, necesitan demostraciones de afecto por parte de sus seres queridos. Es esencial sentirse querido y tener la certeza de que eso es así.

Ten presente ciertos aspectos:

  • No confundir la autonomía que adquieren los niños al crecer con la falta de necesidad de cariño.
  • Las demostraciones de afecto las necesitamos a lo largo de toda nuestra vida, todos nosotros necesitamos sabernos queridos para llevar una vida feliz y completa.
  • Para que el niño se sienta cuidado y querido, no es suficiente con que los padres le dediquen muchas horas, sino que es bastante más importante la calidad de las horas dedicadas.
  • El afecto debe ser recíproco y enseñado desde pequeños. Un niño querido será cariñoso y será capaz de crear empatía con los demás.
  • Conversar y escuchar al pequeño, hacerle sentir al niño que no está solo, que siempre tiene alguien con quién dialogar y contar en todo momento. 
  • La soledad de los niños, es un tema que preocupa mucho hoy en día a los profesionales. Puesto que afecta enormemente su desarrollo y crecimiento.

1 comentario

  1. El cariño es sin duda uno de los elementos principales para que los niños crezcan sanos y cariñosos. Está claro que no hay que confundirlo con el estar siempre encima de ellos. A veces saber alejarse es también sano y necesario para que nuestros hijos crezcan independientes y seguros de si mismos.

Dejar una respuesta