niño

Debemos acostumbrar a nuestros hijos a comer bien desde pequeños y es que no somos conscientes de lo importante que es que un niño tenga todas las vitaminas que necesita. Los niños de 4 y 6 años que no comen bien tienen un nivel de atención más bajo que los que comen de forma saludable. Un grupo de investigadores de Madrid han estudiado a 1.101 niños de 6 coles diferentes de la capital de España.  El estudio ha sido publicado en ‘The Open Nutrition Journal’. Muchos de estos niños, necesitan ayuda en los estudios y todo es debido a la alimentación.

Los primeros (los que no comen bien) ingerían menos de un 65% de las cantidades diarias recomendadas de entre 4 y 6 grupos de alimentos. Los grupos eran carnes (que incluye huevos y pescado), verduras, frutas, lácteos, carbohidratos y legumbres. Por otro lado, los que se considera que tienen una buena alimentación ingerían un 70% o más de estos ingredientes. Entre los 4 y los 6 años de edad se aprecia una tendencia a que un mayor número de niños que no comen bien haya puntuado más bajo en los niveles de atención establecidos.

El estudio ofrece además información sobre las diferencias entre los hábitos alimenticios de los que comen bien y los que no. Los que no comen bien suelen ser niños delicados, que siempre se les hace otra comida que le gusta. También prefieren beber a comer; y se sienten llenos rápidamente. Debemos saber que los malos hábitos alimenticios pueden traer consecuencias tanto a corto como a largo plazo.

 

Dejar una respuesta