embarazo

Las molestias en el embarazo pueden ir desde unas simples náuseas, pasar por unas alergias o terminar en problemas de salud más serios. Tanto si ya tenías alergia antes de quedarte embarazada como si te lo han detectado durante la gestación, puedes medicarte para aliviar los síntomas. A pesar de que no existen pruebas suficientes de que los medicamentos para las alergias interfieran directamente con la salud y el desarrollo del feto, su uso debe limitarse a después de haber transcurrido el período de formación del bebé que son los tres primeros meses de embarazo.

Lo que también deben hacer las mujeres en cinta es no estar cerca de aquellos factores que desencadenan las alergias como el polen, las gramineas y demás. Casi todos los medicamentos antialérgicos están dentro de las sustancias seguras del embarazo. No existe ninguna contraindicación para que una mujer que sufre de alergias siga recibiendo sus medicamentos durante el embarazo, ya que se trata de fármacos conocidos que se utilizan desde hace muchos años y cuentan con el aval de la experiencia médica.

Es común que las embarazadas sufran episodios alérgicos durante la gestación y hasta poco después del parto. La irritación de la piel y de las membranas mucosas son las reacciones alérgicas más frecuentes en el embarazo. Los agentes causantes de la alergia en embarazadas son muy variados. Visita a tu médico para que pueda determinar la causa exacta y recomendarte qué medidas tomar.

Dejar una respuesta