bebe

Con el verano llega el tiempo libre… ¡y también el aburrimiento! Descubre propuestas muy interesantes como irte a la playa con tu bebé, donde se lo pasará genial. Que el bebé disfrute en la piscina depende en gran medida de cómo preparan sus padres la actividad. Si seguimos unas normas básicas antes, el bebé se lo pasará en grande.

 

Recomendaciones para el verano con los niños:

  • La regla de oroes no entrar en la piscina con el bebé en brazos.
  • Que tu hijo juege con juguetes y no esté todo el rato contigo, el objetivo principal es que se divierta.
  • Déjale juguetes que potencien su estimulación y desarrollen su psicomotricidad: alguna pelota que flote, un churro de colores, se lo pasará bien y disfrutará.
  • Tu actitud es clave: buena disposición para crear un buen ambiente.
  • No debes salir de la playa o piscina con tu bebé en brazos para evitar accidentes.
  • cúbrele con la toalla nada más salir para secarle cuanto antes y que no coja calor.
  • Cámbiale en un lugar cálido que no coja frío y se costipe.
  • Es muy probable que cuando salgamos de la piscina y playa tenga mucha hambre por lo que se recomienda darle de comer y tranquilizarlo un poco, quizá después de comer algo se duerma.

 

Si te acostumbras a llevar a la piscina a tu hijo diáriamente, cogerá un buen hábito y le gustará comer tras darse un baño, dormirse un rato…

 

Dejar una respuesta