Hoy haremos un lindo marca páginas para los más pequeños de la casa. Con esta actividad lo más importante es que estarán trabajando en dos cosas, una de ellas es aprender a leer. Procura que tus hijos tomen este hábito, de manera habitual como su nombre lo indica. Cuando estén comenzando a leer, es buena hora para presentarles un buen marca páginas.

Yo suelo leer bastante y pienso que a los pequeños es necesario fomentarles en la lectura, en los libros. Es muy bueno y además de todo, también les enseñaremos a reciclar al mismo tiempo. Digo esto porque los marca páginas que vamos a hacer, están fabricados a partir de palitos de helado.

Estos pequeños palos de madera, se pueden utilizar para muchos tipos de manualidades infantiles y no tan infantiles. En esta ocasión se sacan las pinturas, los rotuladores, algunos marcadores negros y un poco de cinta del color que quieras. Vamos a dar paso a nuestra imaginación, por lo que puedes hacer los marcadores como quieras.

marca

En esta ocasión son pequeños personajes, cuyos rostros y el cuerpo restante está pintado a base de colores brillantes y llamativos. Estos pequeños personajes han sido pintados por niños, tu puedes dejar que tus hijos pinten los suyos. Además se puede hacer esta actividad de manera conjunta, así pasarás más tiempo con ellos.

Cada uno personaliza el personaje, como quiera. Si quieres ponerle pelo, siempre puedes añadir restos de lana de colores y pegarlos con pegamento o quizás silicona. Si vas a utilizar esta última, hazlo tu, no lo dejes en manos del pequeño. Por último añade una cinta, en la parte superior del personaje.

Corta un trozo de cinta y fíjalo por detrás, esta vez es de color roja. Ideal para meter y sacar el marca páginas, sin problema alguno. De esta forma tu hijo podrá dejar el palo, justo por donde se ha quedado leyendo.

foto: redtedart

Dejar una respuesta