-

Obesidad infantil: detectarla de forma temprana y consejos para atajarla

La obesidad infantil es una afección de salud muy seria y grave que afecta a niños y adolescentes. El sobrepeso genera al menor una serie de padecimientos de salud a la larga que bien podrían considerarse de adultos. Por desgracia son muchísimos niños los que padecen esta afección. Si necesitas un poco de información, a cerca de este tema, sigue leyendo.

Causas de la obesidad infantil

Obesidad infantil
Fuente: foodbusinessnews

Algunos de los padecimientos generados, a causa de la obesidad infantil, son la diabetes, el colesterol alto y la presión arterial elevada. Esto son solo algunos de los padecimientos que puede generar, además el menor se enfrente a la baja autoestima y a la depresión.

A grandes rasgos, algunas de las causas que generan obesidad infantil están relacionados con el estilo de vida del menor. Generalmente suelen ser niños con poca o ninguna actividad física y que, además, consumen alimentos y bebidas con muchas calorías. Estos son los principales causantes de la obesidad infantil, pero no son los únicos. También puede haber causas genéticas y hormonales.

Factores de riesgo

Obesidad infantil
Fuente: sanolife

Alimentación

Obviamente uno de los factores principales es la alimentación del menor. Generalmente estos niños suelen comer alimentos con demasiadas calorías de manera regular. Entre ellos comida rápida, bollería industrial, demasiados zumos, dulces, azúcar, etc,. Todo esto hará que el niño vaya subiendo de peso de manera regular.

Falta de ejercicio

Este es sin duda otro factor de riesgo que, si lo combinas con otro de los factores mencionados aquí, es más que probable que desemboque en una obesidad. Los niños que no hacen a penas ejercicio tienen más probablidades de desarrollar obesidad.

El no hacer ninguna actividad física implica que las calorías consumidas no se queman, por ello si comen más de la cuenta desembocará en esto. Es bueno ver la televisión o jugar a videojuegos pero igualmente hay que combinarlo con algo de actividad física. Jugar en la calle, dar paseos, correr, montar en bici… hay muchas cosas que se pueden hacer y combinar con los videojuegos.

Factores psicológicos

Hay cosas como el estrés infantil o incluso el aburrimiento que pueden hacer que los niños coman más de la cuenta. Si el niño padece estrés de forma continuada, por algo que le pase en su entorno (problemas en el colegio, con amigos o peleas de los padres) todo esto puede hacer que coman más.

También te puede interesar:
Receta para niños: Cremitas de yemas y limón

Ciertos medicamentos

Existen algunos medicamentos con receta médica que pueden aumentar el riesgo de padecer obesidad. Algunos de estos medicamentos son el litio, la prednisona o la gabapentina, entre otros.

Factores familiares

Si el entorno del menor tiene sobrepeso es más fácil que el niño también lo padezca a la larga. En un entorno despreocupado con la obesidad siempre habrá poco movimiento físico y alimentos con demasiadas calorías.

También te puede interesar:
Recetas para niños: Budín de zapallitos

Factores socioeconómicos

En muchas familias la falta de tiempo para cocinar es uno de los factores de riesgo de la obesidad. Esto se debe a la falta de tiempo y elegir siempre comida semipreparada o para descongelar. Estos productos suelen tener más cantidad de sal y de azúcar, además de estar preparados con un aceite poco saludable.

Cómo detectar la obesidad infantil: síntomas

Obesidad infantil
Fuente: medicalnewstoday

Tener unos kilos de más no significa padecer obesidad o que la vaya a padecer en un futuro. Hay muchos niños que son más grandes de lo normal, puesto que su estructura es más grande que el promedio. Además tambien influye en la etapa del desarrollo que se encuentre.

Para averiguar si debes preocuparte o no por tu hijo, es importante que el pediatra averigue la masa corporal del menor. De esta manera te dará indicaciones sobre si es algo de lo que preocuparte o simplemente son unos kilos de más que los irá perdiendo en función vaya creciendo.

Complicaciones

  • Diabetes tipo 2. Esta enfermedad crónica afecta la forma en que el organismo del niño utiliza el azúcar.
  • Colesterol alto y presión arterial alta.
  • Dolor articular. El peso extra causa un estrés adicional en las caderas y las rodillas.
  • Problemas respiratorios. El asma es más frecuente en niños con sobrepeso. Estos menores también son más propensos a desarrollar apnea obstructiva del sueño.
  • Enfermedad del hígado graso no alcohólico. Este trastorno, que generalmente no causa síntomas, hace que se acumulen depósitos grasos en el hígado.
También te puede interesar:
Nutrición: la avena en los niños

Estrategias para reducir la obesidad infantil

Obesidad infantil
Fuente: nutribites

Lo mejor que puedes hacer por tu hijo es mejorar su alimentación y buscarle una actividad física adecuada. La prevención es la mejor manera de evitar el desarrollo de la obesidad infantil.

Prevención de la obesidad infantil

Puedes hacer muchas cosas para prevenir la obesidad, entre ellas dar un buen ejemplo. Si los padres dan buen ejemplo el menor aprenderá unos buenos hábitos que le serán de mucha utilidad en su futuro.

Otra cosa que se puede hacer es dejar a mano productos saludables. Por ejemplo palomitas de maíz sin mantequilla, fruta fresca, yogur con bajo en grasa, queso bajo en grasas y alimentos que no contengan demasiadas calorías.

También es una gran idea ofrecer al menor alimentos nuevos que no haya probado. Existen miles de recetas saludables que son muy adecuadas para los niños. También puedes presentarlas de forma divertida para que lo asocien con algo que les gusta.

No prometas dulces ni golosinas como premios. Puedes cambiar esto por hacer un viaje corto, ir a algún lado especial, ir al cine o cualquier otra cosa que no implique alimentos grasos, ni dulces.

También te puede interesar:
Dudas y preguntas sobre los niños

Obesidad infantil: cuándo consultar con el pediatra

Obesidad infantil
fuente: northcarolinahealthnews

si tu hijo aumenta de peso de manera regular o de forma acelerada, consulta con el pediatra. No hagas nada radical por tu cuenta. El médico te va a dar unas pautas que puedes seguir para que el menor pierda peso. Además te dirá si es algo que vaya a desembocar en obesidad infantil o simplemente son unos kilos de más. El médico es quien debe determinar el peso del niño y si este se encuentra dentro de un rango saludable.

¿Te ha sido de utilidad este post sobre la obesidad infantil? ¿Buscas libros para niños de 6 a 7 años de edad? ¿Buscas nombres de flores y su significado para bebé niña? ¿Necesitas consejos prácticos sobre la introduccion de alimentos para bebes?

79aae41a73a9c33584655f9f9d92e21d?s=96&d=mm&r=g
Silvia Martínezhttp://bebesyembarazos.com
Educadora social, fotógrafa y amante de la vida. Tengo bastante experiencia en diseño gráfico, montajes, restauración, carteleria, etc. Dentro de mis aficiones tengo que decir que me fascina dibujar, la música, el cine, leer y, claro está, escribir (tengo algunos cuentos y relatos cortos)... ¡entre muchas otras cosas!

Lo último...