La llegada de un nuevo miembro a la familia es una feliz noticia para todos. Los meses previos al gran día, son días de mucho ajetreo para dejar todo bien preparado. Una de las cosas más importantes es la canastilla del bebé que debemos llevar al hospital y que deberíamos tener lista para cuando llegue el momento de ir al hospital. Se trata de una bolsa donde debemos meter todo lo que nuestro bebé pueda necesitar en sus primeras horas de vida tales como pañales, toallitas, colonia o cremas. En muchos casos, con echar muestras gratis bebe puede ser suficiente para un primer momento.

Como no queremos que la preparación de la canastilla del bebé os sea problemática, hoy os vamos a dar algunas pautas sencillas para que su preparación sea todo un éxito.

Bolsa del bebé para el hospital

Lo primero de todo es deciros que no tenéis que agobiaros con la preparación de esta canastilla. Muchas de las cosas que utilizaréis durante las primeras horas, os las proporcionarán en el propio hospital. Incluso lo más probable es que os den alguna canastilla bebe gratis con productos para vuestro hijo o hija. De todas formas, es mejor ser precavidos y no olvidarse de cosas básicas como:

  • Pañales de recién nacido aunque los hospitales suelen poner a disposición de los pacientes todos los pañales que puedan necesitar.
  • Toallitas desechables. Son utilizadas para limpiar al bebé a la hora de cambiarle el pañal. Hay muchos médicos que recomiendan limpiarles con agua y jabón, por lo que también puede ser bueno incluir esto en nuestra canastilla.
  • Gasas y suero fisiológico. Van muy bien a la hora de limpiar los ojos de legañas. De todas formas, antes de utilizarlas consultar a los médicos o enfermeros.
  • Bodies y ropa para salir a la calle. Dependiendo de la época del año en el que nazca, estos deberán ser más o menos abrigados.
  • Gorrito para la cabeza, ya que a los bebés les cuesta regular su temperatura corporal, perdiendo mucho calor por su cabecita.
  • Manoplas para evitar arañazos. El bebé recién nacido no controla aún sus movimientos por lo que es factible que se pueda hacer algún rasguño en la cara con las uñas que en la mayoría de las ocasiones las tienen largas al nacer.

Bolsa para la madre en el hospital

Pero además de la bolsa para los pequeños, es importante que la madre también prepare su canastilla para que esté lo más cómoda posible durante los días que permanecerá ingresada. Entre las cosas que no pueden faltar están:

  • En el caso de que los camisones del hospital no te hagan gracia, siempre puedes tener preparados un par de ellos en tu bolsa. Eso sí, estos deberían ser abiertos por delante para facilitar el proceso de lactancia.
  • Zapatillas de andar por casa por si tienes que salir fuera de la habitación en algún momento.
  • Sujetadores de lactancia en el caso de que vayas a dar el pecho a tu bebé.
  • Neceser con tus cosas de higiene: cepillo de dientes, peine, gel y champú, cremas, pañuelos…
  • Compresas de algodón para el sangrado normal que aparece los días siguientes al parto.
  • Discos protectores. Aunque la subida de la leche se produce tres o cuatro días después de nacer, no está de más que las madres estén preparadas para no manchar la ropa con las pequeñas pérdidas de leche.

¿Qué otras cosas pensáis que son necesarias dentro de la canastilla del bebé?

Dejar una respuesta