Ajusta la temperatura de tu calentador de agua, como mucho a48 ºC, para evitar que tu hijo pueda sufrir quemaduras en la bañera o en el lavabo.

Nunca dejes al niño solo en la bañera, ya que un niño puede ahogarse con unos centímetros de agua. Si se interrumpe el baño por cualquier motivo, envuelve al niño con una toalla y llévalo contigo (si no es una urgencia o puede esperar, mejor).ç

Instala tiras antideslizantes o una alfombrilla, para evitar que tu hijo se resbale. Pon una cubierta acolchada en el grifo, para evitar algún golpe. Podrás encontrar esto en ferreterías.

Ten la tapa del inodoro cerrada. Puede jugar el niño con el agua y caerse dentro. Hay cerraduras de tapas de inodoros en ferreterías, para mayor seguridad.

Por los artículos de higiene personal para adultos y niños, fuera de su alcance, e instala cerraduras de seguridad.

No utilices aparatos electrónicos estando el en el baño, o dejándolos enchufados, con el al alcance. Puede electrocutarse.

Los padres deben evitar que los niños se perjudiquen por los elementos del baño, deben mantener cosas fuera de su alcance, y prestar atención ante suelos húmedos. No siempre es fácil vigilarlos continuamente, especialmente cunado están gateando o andando, por eso debemos proteger el baño para evitar que se haga daño o se cause u accidente.

Fuente: elbebé.com

 

1 comentario

Dejar una respuesta