El estrés es muy frecuente en las mujeres embarazadas y puede aparecer por diversos motivos. Decidirte a tratarlo es indispensable para que puedas librarte de él cuanto antes y no influya en tu pequeño.

terapias estrés embarazo
Fuente: Tatiana Vdb

En este ocasión os voy a hablar del estrés durante el embarazo. Tener un hijo es lo más maravilloso que te puede pasar en la vida, y por propia experiencia lo digo. Desde que sabes que estás embarazada, tu vida y tu mente cambian por completo, ahora ya no piensas lo primero en ti, lo haces en la vida que estás creando dentro de ti. Eso puede generar mucho estrés, algo que también puedes padecer por otros motivos pero que le afectará a tu estado.

Tener estrés es algo muy habitual, pero durante el embarazo hay que evitarlo ya que puede afectar al feto, y eso no podemos permitirlo. Tu salud y tu tranquilidad es lo primero, ya que si tú estás bien, tu peque también lo estará. Piensa que absorbe todo lo que te pasa a ti, tanto lo bueno como lo malo, así que puedes tener claro que percibirá cualquier situación o estado negativo.

¿En qué afecta el estrés durante el embarazo?

terapias durante el embarazo
Fuente: Torsten Mangner

El principal problema que te puede traer el estrés durante los meses de gestación es que se aumenta el riesgo de parto prematuro, y eso no interesa ya que tu bebé puede no estar preparado para nacer. Llegar antes de tiempo puede suponer que tenga bajo peso o que sus órganos no estén bien formados, así que es el estrés hay que tomárselo en serio, tratarlo y evitarlo.

¿Qué terapias puedo recibir?

Muchas mujeres embarazadas deciden acudir a alguna terapia para tratar el estrés, yo lo hice y puedo decir con total rotundidad que es fantástico, siempre y cuando elijas una adecuada para ti. Eso sí, consulta primero con el especialista que te controla el embarazo, que cada mujer somos un mundo y la que me va muy bien a mí puede que no sea buena para ti.

Biofeedback

Es un método que se utiliza para controlar las funciones fisiológicas del organismo, que a su vez se sirve de un sistema de retroalimentación mediante el cual se tiene la información del estado de la función que se desea controlar. Gracias a esta terapia puedes disminuir el dolor de cabeza y la presión arterial. Además, combate el estrés, la ansiedad, el insomnio y la depresión.

Hipnosis

estrés en el embarazo
Fuente: Beatrice Murch

Te ayudará a que puedas aliviar el dolor del parto cuando llegue el momento y evita, en la medida de lo posible, que haya un parto prematuro. También es buena para reducir la ansiedad y el estrés en los meses de gestación, e incluso ha habido casos de éxito dando a luz a bebés que venían de nalgas.

Moxibustión

Es una terapia basada en la medicina tradicional china, muy eficaz para muchas cosas, y que es capaz de vencer el estrés y ayudarte a recuperar el equilibrio emocional, que en el embarazo puede perderse bastante. Utiliza la misma estimulación por puntos que la acupuntura, pero el calor que genera mejora al organismo.

Técnicas de relajación

estrés embarazo
Fuente: Felipe Fernandes

La meditación y la visualización son dos de las técnicas que más se practican durante el embarazo, yo las hice y la verdad es que me quedé muy contenta. Consigues que tu cuerpo se relaje hasta tal punto que el resto del mundo desaparece de tu mente. Puede ayudar a combatir tensiones físicas y emocionales, hace que te puedas relajar con mayor facilidad y combate el estrés. Gracias a estas terapias conseguirás que tu estado general sea más tranquilo, lo que hará sentir mucho mejor a tu bebé.

¿Qué más puedo hacer para sentirme bien?

Si no quieres recurrir a una terapia, puedes seguir unos cuantos consejos saludables, así te sentirás mejor, tanto por dentro como por fuera; y ya sabemos que sentirnos bien nos ayuda a liberar el estrés.

  • Procura descansar todo lo que puedas, tomándote al menos media horita al día para relajarte sin que te molesten. Es imprescindible que duermas 8 horas diarias.
  • Tu alimentación tiene que ser saludable, eso despejará tu mente y te mantendrá en buena forma.
  • Bebe dos litros de agua al día para estar bien hidratada. En realidad son dos litros de agua, leche o las bebidas que te permita tomar tu médico.
  • Incluye en tu dieta alimentos ricos en minerales, vitaminas y ácidos grasos omega-3, te ayudan a vencer el estrés y te levantan el estado de ánimo.
  • Salvo que tu médico te lo impida por el motivo que sea, haz ejercicio a diario, estarás en forma y podrás despejar tu mente. Es suficiente con que salgas a caminar al menos durante media hora cada día.

Sé que el estrés puede hacerte sentir muy mal durante el embarazo, y que además te sentirás con miedo por si le pasa algo a tu bebé. Como mujer que ha estado embarazada y ha tenido estrés, te recomiendo que te relajes y lo elimines de tu vida cuanto antes, es lo mejor que puedes hacer por ayudar a tu hijo.

Dejar una respuesta