Buenos días amigos, en el espacio de hoy os doy alguna información sobre el mantener relaciones sexuales durante los primeros meses de embarazo.

Es frecuente pensar en si el bebé estará bien o qué posturas tomar. También nos preocupa el hecho de que, en algunas mujeres, el deseo desvanece durante cierto periodo del embarazo.

La información, sobre el tema, es lo más importante. Recuerda que durante los primeros tres meses del embarazo normalmente el cuerpo tiene una subida de hormonas y ciertos síntomas, normalmente comunes, como nauseas,  mareos y dolores o molestias.

pareja

Cuando esto pasa, el rechazo a mantener relaciones sexuales suele desaparecer. A veces el propio pensamiento de idear que la práctica sexual pueda dañar el embarazo hace que no llegue a tener ganas.

Pero os recomiendo que, si podéis, durante el primer trimestre de embarazo mantengáis relaciones sexuales sanas. Esto es muy bueno para el organismo, además cuesta mucho menos llegar al orgasmo.

Cuando se pasan los tres primeros meses del periodo del embarazo, la mujer suele sentirse mucho mejor de los primeros síntomas, ya que el cuerpo se ha adaptado.

En ocasiones ver que tu cuerpo cambia, puede llevar a pequeñas depresiones o decaídas. Una vez que tu cuerpo se habitue notarás que el pecho aumenta y adquiere más volumen, a medida que la espalda se curva y esto suele hacer sentir mejor a la persona, aumentando las ganas.

Recuerda que mantener relaciones sexuales, durante el embarazo, generalmente no tiene por qué conllevar ningún riesgo o peligro par el bebé.

En el último trimestre de embarazo es difícil practicarlo, para muchas mujeres las posturas han de cambiar debido a la barriga y a las molestias.

Encuentra una postura donde te sientas cómoda y si eres el papá, procura que tu mujer se sienta cómoda para aumentar sus ganas.

Si tienes embarazo de riesgo o un parto prematuro, dicho por tu médico, quizás no sea buena opción el mantener relaciones sexuales. También evita mantenerlo si sabes que tu pareja tiene alguna infección en la zona genital.

Foto: healthmeup

Dejar una respuesta