La rozadura del pañal se presenta en los bebés y es una irritación causada por el continuo roce del pañal con su delicada piel. Por suerte, hay muchas formas de combatirla.

Rozadura del pañal
Fuente: iMujer

La rozadura del pañal, conocida también como dermatitis del pañal, es una irritación que aparece en la zona del culete por el roce del pañal con la piel. Es muy habitual ya que son 24 horas al día con el pañal puesto, y en muchas ocasiones la piel se resiente, especialmente en la zona genital y entre las nalgas.

Esta irritación puede presentarse también con la piel un poco hinchada y la zona caliente. La irritación que causa la rozadura del pañal puede ser leve o más grave. En el primer caso, se presentan pequeños granitos rojos en una zona muy pequeña. En el segundo, además de muchos de esos granitos, hay también mayor sensibilidad.

¿Hay que acudir al pediatra?

Normalmente no es necesario acudir al pediatra, ya que en la mayoría de los casos, esta rozadura del pañal se resuelve en 3-4 días. Sí puedes llamarlo para contarle los síntomas, especialmente si crees que se ha infectado y han aparecido ampollas, granitos de pus, heridas abiertas o zonas con secreción amarillenta.

En algunas ocasiones, esta irritación no es a causa del roce del pañal sino por una infección de hongos. En ese caso, tu peque tendrá también fiebre, o bien la irritación no desaparecerá después de varios días. Si fuera así, llama al pediatra de inmediato, o bien acude a su consulta.

¿Cómo se trata?

Rozadura del pañal
Fuente: tvcrecer

Cuando la dermatitis aparece en la piel de tu bebé a causa del pañal, hay varios trucos que puedes llevar a cabo para tratarla y, lo más importante, que el peque se sienta más aliviado. Estos son algunos de ellos:

  • La piel del bebé debe estar siempre limpia y seca, por lo que debes cambiarle el pañal muy a menudo. A ser posible, que el cambio sea en cuanto hace pipí o caca. Incluso es recomendable hacerlo si está durmiendo por la noche.
  • Cada vez que le cambies el pañal, enjuaga bien la zona genital y el culete. Un buen truco para esto es tener a mano bolitas de algodón y agua templada, y utilizar ambas cosas para limpiar con mucho cuidado esas zonas. Para secar, utiliza una toalla dando golpecitos suaves pero sin frotar.
  • Es recomendable ponerle crema protectora después de cada cambio de pañal, formará un capa impermeable sobre la piel que hará que la proteja y empiece a desaparecer la irritación. Hay también pomadas a base de óxido blanco de zinc, que es más pastoso y tiene una alta eficacia para proteger las pieles más delicadas.
  • Cuando le pongas el pañal, déjalo un poco flojo, e incluso es mejor que utilices una talla mayor para que el aire circule mejor, lo que hará que la piel pueda respirar también mejor. A veces viene bien cambiar la marca de pañales, ya que puede ser que una en concreto le cause la irritación por sus componentes. Si utilizas pañales de tela, no pongas cubiertas de plástico.
  • Algo muy bueno cuando se tiene la rozadura del pañal es poder dejar al bebé durante unas horas sin él, especialmente si tienes un espacio exterior, como un patio o una terraza, que son más fáciles de limpiar si se hace algo sin tener pañal. El contacto con el aire fresco hace que la irritación se cure más rápidamente.
  • Hay quien dice que es buena idea ponerlo a dormir por la noche sin pañal, cubriendo el colchón con un protector impermeable. A mí particularmente no me gusta esta posibilidad, me parece que es peor que el bebé esté encima de su propia orina toda la  noche, además de no ser muy higiénico.

Como ves, para tratar la rozadura del pañal todo son trucos caseros, no hay un tratamiento en sí para eliminar la irritación. El pediatra sí te puede recetar alguna crema especial cuando es un caso grave, pero por norma general será suficiente con aliviar al bebé de alguna de las maneras anteriores, son muy eficaces.

Rozadura del pañal
Fuente: Bebébola

Es importante que tengas en cuenta que la piel del bebé es muy sensible y se irrita con mucha facilidad, por lo que prevenir esa irritación sería lo mejor para asegurarte de que está bien. Aunque no siempre se puede lograr evitar esta dermatitis, si desde el primer día le pones cremita y lo lavas con mucha delicadeza, te garantizo que las posibilidades de padecerla disminuirán muchísimo.

Como ves, puedes aliviar las zonas irritadas con muy poco esfuerzo, y sin duda tu peque lo agradecerá, ya que esos granitos y los demás síntomas son muy molestos. Si ya lo es cuando somos mayores, más de bebés, cuando además no saben ni cómo quejarse los pobrecitos. ¿Tus peques han tenido esta dermatitis del pañal alguna vez? ¿Cómo conseguiste eliminarla?

Dejar una respuesta