bebe-llorando2.bmpHace algunos días hablamos sobre los frecuentes por qué del llanto del bebé. En ésta ocasión te brindamos unas sencillas sugerencias que te pueden ser útiles cuando tu bebé no para de llorar:

• Pon al pequeño boca abajo sobre su antebrazo (los bebés adoran esta posición)
• Álzalo y apoya su pecho contra el tuyo, como para que pueda mirar por encima de tu hombre.
• Los movimientos rítmicos también suelen dar resultado. Puedes mecerlo en forma suave y con cierto ritmo.

• Camina con tu bebé en brazos.
• La música suave es un buen recurso para ayudarlo a recuperar la calma.
• Dale palmaditas rítmicas y suaves en la espalda y en la colita.
Los masajes son muy relajantes. No importa si no conoces la técnica a la perfección mientras sean movimientos suaves y lentos, lo ayudarán a relajarse.

• Los gases también pueden motivar al llanto. Masajéale la espalda y la pancita en forma suave y circular.
Un baño tibio de 15 minutos también puede resultar útil: lo relajará y eso lo ayudará a eliminar los gases.

Dejar una respuesta