5 técnicas sencillas para ayudar a los niños a relajarse

Técnicas para que el niños aprenda a manejar su estrés y ansiedad es algo muy valioso para mejorar su calidad de vida a corto y largo plazo.

Existen muchas técnicas de relajación para enseñar a los niños. Es algo que les va a resultar dar de mucho beneficio para aprender a manejar sus nervios, descansar, y sentir cuando su cuerpo está acumulando tensión.

Tengamos en cuenta que cada vez se registran más casos de niños con estrés, déficit de atención, ansiedad y angustia. Esto se debe al acelerado ritmo de la vida actual, el alto nivel de exigencia y la gran sobrecarga de estímulos.

Es muy importante que los niños aprendan alguna de las técnicas de relajación complementando con la práctica de algún deporte, de esa manera van a poder manejar la ansiedad, bajar los niveles de estrés y mejorar su calidad de vida en general.

Beneficios de aprender técnicas de relajación en los niños

Cuando sentimos una amenaza o peligro nuestros cuerpos responden en un estado de alerta el efecto puede ser leve y podemos sentir algunos síntomas como ser:

  • Dolor de cabeza tensional
  • Hiperventilación
  • Ritmo cardíaco acelerado
  • Rigidez muscular

En los niños, la respuesta fisiológica puede provocar gritos o incapacidad para hablar. La clave es que la respuesta de lucha, huida a las amenazas percibidas es la misma, ya sea que el peligro sea real (encontrar un perro amenazador, por ejemplo) o imaginado (como creer que un padre que se va nunca volverá).

El primer paso para abordar la ansiedad en los niños es enseñarles a darse cuenta de los efectos físicos de sentirse angustiado, frustrado, sentir miedo, estar ansioso o enojado.

Estos son algunos de los impactos a corto plazo de los altos niveles de estrés en los niños:

  • Su pensamiento se confunde.
  • Les resulta más difícil comunicarse.
  • Su capacidad para recordar conceptos complejos está disminuida.

El impacto a largo plazo del estrés crónico y la ansiedad en niños y adolescentes tiene el potencial de ser mucho más serio:

  • Son más propensos a sufrir dolores de cabeza crónicos, dolores de estómago y dolores musculares.
  • Sus patrones de sueño saludables se ven interrumpidos.
  • Los trastornos de salud mental no tratados obstaculizan el crecimiento emocional de los niños y la transición a la edad adulta.

Las técnicas de relajación han demostrado ser efectivas según estudios realizados por expertos. Ellos afirman que practicar cualquier forma de relajación durante un minuto o más reduce la frecuencia cardíaca, la frecuencia respiratoria, la temperatura de la piel y la tensión muscular del niño.

Beneficios a largo plazo de las prácticas de esas técnicas

Las técnicas de relajación para niños tienen beneficios a largo plazo como ser:

  • Mejora su bienestar general
  • La capacidad para manejar el dolor,
  • Mejora la concentración en general
  • Aumenta la capacidad para conciliar el sueño por la noche.
  • Reducen la ansiedad y el comportamiento agresivo en los niños
  • Mejoran sus habilidades sociales
  • La capacidad de resolución de problemas
  • Estabilidad emocional y el rendimiento académico.

Técnicas fáciles para ayudar a que los niños se relajen

Ejercicios de respiración

Técnicas de respiración sencillas, ideales para controlar la ansiedad y el estrés en los niños.

La respiración tranquila es una técnica que nos ayuda a ralentizar nuestra respiración cuando nos sentimos estresados ​​o ansiosos.

Cuando estamos ansiosos, tendemos a realizar respiraciones breves, rápidas y superficiales o incluso a hiperventilar.  La respiración tranquila puede ayudar a reducir la ansiedad y realmente es una herramienta que la podemos realizar en cualquier lugar porque nadie sabe lo que estamos haciendo.

Enseña al niño que respire lentamente por la nariz (durante unos 4 segundos) y luego contenga la respiración durante 1 o 2 segundos. Exhala lentamente por la boca (durante unos 4 segundos). Espera 2-3 segundos antes de tomar otra respiración (5-7 segundos para adolescentes). Repite durante al menos 5 a 10 respiraciones.

Reírse

fotonoticia 20160930150049 1200

La risa es un maravilloso calmante para el estrés alivia la tensión y ayuda a relajar los músculos. Pueden ver una película cómica divertida, contar chistes o turnarse para hacer muecas. La risa ayuda a reducir las hormonas del estrés y aflojar los nervios.

Practicar estiramiento

ejercicios de respiracion para ninos 900x500 1

Es una de las técnicas que ayuda a relajar la tensión acumulada en los músculos. Enséñale a tu hijo estirar cada grupo de músculos y sentir como se relaja todo el cuerpo.

Escuchar música

Escuchar música relajante puede ayudar al niño a recuperar la concentración. Incluso los niños más pequeños pueden disfrutar escuchando música clásica relajante o la música de artistas como Enya o Josh Groban.

Otra de las técnicas consiste en escuchar sonidos de la naturaleza, puedes ver gran variedad de videos en YouTube sobre sonidos del bosque, lluvia, mar bravío, fuego, viento huracanado, el que más le guste también ayuda mucho a relajarse y sentirse tranquilo.

En las nubes

Es una de las técnicas más sencillas para ayudar a los niños a relajarse y dejar de pensar en otros temas que lo estén preocupando. Consiste en quedarse tan quietos como sea posible y juntos mirar las nubes pasar.

Tienen que identificar alguna forma entre las nubes y darse cuenta que figuras son capaces de visualizar en ellas. Puedes combinarlo con respiraciones para que los niños se relajen aún más.

Importante

Varias de las técnicas son efectivas para personas de cualquier edad. Puedes modificar cualquiera de las técnicas para adaptarlas a la edad de tu hijo, y también participar en ellas. 

Es ideal que todos los integrantes participen de las técnicas de relajación ya que tiene un efecto muy favorable en todo el entorno.

Fotos: Pixabay.

Ir arriba