Sin duda mucha personas aún no han tomado conciencia de lo que significa el tabaco para la salud, pero sobre todo si piensas quedar embarazada,o peor aún si ya estás embarazada.

 Te enumeraremos 10 cosas que debes tener en cuenta:

1. Dificulta la concepción…

El tabaco produce el envejecimiento de las células del cuerpo, disminuyendo la circulación de sangre de distintos órganos entre los que está el ovario. Por eso, fumar habitualmente disminuye la capacidad reproductiva y de la mujer, tal como indica un estudio realizado por la Clínica Tambre, de Madrid. Según este trabajo, el tabaquismo asociado a la edad de la mujer (mayor de 37 años) reduce las posibilidades de lograr un embarazo en mujeres con problemas reproductivos, como las que tienen baja respuesta ovárica.

2. —y complica la gestación.

Fumar durante la gestación puede crear complicaciones obstétricas como el embarazo ectópico (el que se desarrolla fuera del útero), placenta previa, desprendimiento de placenta, parto prematuro y aborto espontáneo.

3. Fuma un 30% de las embarazadas.

El porcentaje de embarazadas que continúa fumando es elevado. Así, un 30% de las gestantes es fumadora habitual, y entre las que abandonan este hábito, más del 90% vuelve durante el posparto, según datos del Grupo de Abordaje al Tabaquismo de la Sociedad Española de Medicina de Familia y Comunitaria (semFYC). El motivo principal de las mujeres para fumar es el estrés.

4. Las fumadoras pasivas crecen

En España, hasta un 77% de las embarazadas se convierte en fumadora
pasiva, según desvela el estudio europeo Eurobarometer. Esta tendencia se confirma con respecto al consumo de tabaco delante de los hijos, pues un
52% de los padres no apaga el cigarrillo cuando sus hijos están delante, lo que supone uno de los porcentajes más elevados de todos los países de la Unión Europea.

Dejar una respuesta