Hablamos sobre pequeñas dudas que puestar tener durante tu gestación:

Cómo se calcula el peso del futuro bebé

Se estima mediante una fórmula que incluyen los perímetros de la cabeza y del abdomen y la longitud del fémur. Según las estadísticas, hacia la semana 28′, el futuro bebé pesa aproximadamente un kilo, pero ese cálculo tiene un índice de error grande, que aumenta a medida que avanza la gestación. Es más exacto guiarse por las medidas de la cabeza, el abdomen, el hueso largo de la pierna que por el peso aproximado.

Incontinencia y pancita

Al llegar al quinto o sexto mes de gestación, la futura mamá puede tener pérdidas de orina involuntarias y éstas son normales por el aumento de la panza. Aunque desaparecen después del parto hay que prevenirlas, ya que sus efectos podrían perdurar en el posparto. Esto es lo que reveló un estudio realizado a más de 1.100 madres primerizas. Quienes habían sufrido incontinencia urinaria y fecal durante la espera, eran tres y seis veces más propensas, respectivamente, a tener síntomas a las siete semanas del parto, que aquellas que no habían sufrido incontinencia en el transcurso del embarazo.

Sentir pinchazos en la panza en la gestación

Los pinchazos en el bajo vientre son muy comunes en el embarazo, sobre todo durante los primeros meses. Suelen estar provocados por la distensión del útero a causa del embarazo o también por gases. Cualquiera sea la causa, no suelen tener tanta consecuencias, y no hay que darles importancia. Ahora bien, si los pinchazos son intensos y dolorosos, se deberá consultar al obstetra.

Presión muy baja durante el embarazo

Durante el embarazo, se produce un descenso de la presión arterial, y las mujeres que habitualmente la tienen baja, ahora desciende aún más. Es cierto que la presión baja produce cansancio, que es muy molesto, pero es beneficiosa para el bebé, porque garantiza que le llegue un buen aporte de sangre. La futura mamá puede comer algo dulce o salado cuando se sienta mareada, pero con moderación

Dejar una respuesta