embarazo

Si tiene diabetes y está embarazada, su embarazo se considerará un embarazo de alto riesgo. Otros embarazos que presentan altos riesgos son los de mellizos (o más de dos bebés) y embarazos en mujeres pasada cierta edad. “Alto riesgo” no significa que tendrá problemas. Simplemente quiere decir que deberá prestar atención especial a su salud y que necesitará más revisiones que un embarazo normal. Millones de embarazos de alto riesgo producen bebés en perfecto estado de salud, sin que se vea afectada la salud de la mamá. Las claves son el cuidado y la atención especial. Para mantenerse sana y tener un bebé sano es muy importante que controle sus niveles de azúcar en la sangre.

Ya os hemos contado en varios artículos que hay mujeres que sufren diabetes en el embarazo. A la mayoría de ellas les desaparece, una vez que dan a luz. Sin embargo, otras sufren diabetes de por vida. Os preguntaréis, por qué unas sí y otras no. Por ello, hoy vamos a explicaros cuáles son los factores que determinan quién puede sufrirlo una vez dé a luz.

Entre los factores que podrían determinar que una mujer padezca diabetes tipo 2 después de su embarazo están los altos niveles de glucosa sanguínea, hipertensión, obesidad leve, pocas lipoproteínas de alta densidad y muchos triglicéridos. Las mujeres con diabetes gestacional con los problemas antes mencionados, tienen hasta seis veces más probabilidades de desarrollar diabetes tipo 2 en los siguientes 10 años. Hasta el momento, los especialistas de la salud sabían que había una alta probabilidad de que si se padeció diabetes gestacional durante el embarazo se podría desarrollar diabetes tipo 2 en algún momento, pero no se sabían las razones. Ahora, se ha confirmado. Una vez que se dé a luz, se harán controles periódicos a la mujer para poder controlar este problema y prevenir que tenga diabetes tipo 2.

Dejar una respuesta