Buenos días queridas mamás y papás! Hoy en nuestro espacio nos encantará hablarles de la alimentación de los más pequeños.

Te encanta tu bebé y quieres que éste tenga lo mejor, por ello de vez en cuando te encanta preparar sus propias papillas naturales.

Con naturales me refiero a realizarlo en casa, con ingredientes naturales y no comprar de las que ya vienen hechas. Si este es tu caso y quieres ofrecerle lo más natural a tu  bebé.. hoy te dejamos algunas propuestas.

Son muchas madres las que preparan la comida del bebé en casa, aunque son otras tantas las que no pueden dedicarse a ello.. pero si tienes tiempo, aquí te dejamos un poco de información para hacerlo de la manera más sencilla y segura.

Lo único que necesitaremos será una olla, un colador y una licuadora, batidora o simplemente con un tenedor, aunque así tardaremos más.

Si quieres hacer una papilla de frutas o vegetales, lo primero es hacerlas al vapor o bien al horno… hechas de esta manera conservarán la mayoría de sus nutrientes.

Si decides hervirlas, recuerda que luego tienes que utilizar el agua restante.. pues en ella quedan partes de las vitaminas y nutrientes.

Una vez cocinadas, la pasamos por la batidora o licuadora… procura nunca añadir aditivos como sal o azúcares.. aunque las pruebes y pienses que estén sosas.

Si ves que la papilla que ha quedado se encuentra demasiado espesa, puedes añadir leche materna o bien agua o zumo de manzana, uva blanca.. esto ayudará a diluir la papilla.

Al principio siempre tendrás que procesar la comida, para suavizar los alimentos y que les siente bien a tu bebé, evitando asfixias.

Por último te contamos que las zanahorias, las espinacas y remolachas contienen un alto contenido de nitritos.. Pero antes de hacer nada consulta con el pediatra y verifica qué vamos a dar primero al bebé, por qué vamos a empezar si por la fruta o bien las verduras..

Dejar una respuesta