baño

Te ofrecemos una serie de claves para hacerlo bien:

  • La temperatura del agua debe ser de unos 37°C, y la del cuarto de baño, de unos 22°C
  • Colócalo todo a mano y bajo ningún concepto dejes al bebé solo. Es facilísimo que se caiga.
  • Existen hamacas y aros de baño para facilitarle la labor y evitar esfuerzos innecesarios. Él se bañará y disfrutará y tú te sentirás segura.
  • Hay protectores viseras para evitar que les entre agua en los ojos.
  • Disfruten los dos de este rato: cuando lo estes bañado, evita posturas forzadas y estar apura, tomate tu tiempo para bañarlo.

Tres consejos que no fallan:

1. La hora del baño relaja mucho a los bebés. Bañarles poco antes del último biberón del día les ayuda a dormir mejor.

2. Un bebé agradece la organización. Respetar los horarios les ayuda a conseguir un desarrollo equilibrado.

3. Un masaje durante o después del baño puede ser una buena solución para mejorar los casos de cólicos. Flotar en el agua a la temperatura adecuada les relaja y facilita la expulsión de gases.

Dejar una respuesta