bebe

Te enumerámos los alimentos y sus propiedades, para que las tengas presente cuándo prepares la dieta de tu pequeño.

  • Frutas, verduras y hortalizas.

Son muy ricas en vitamina A y C, ácido fólico y fibra. Deben tomarse todos los días. La fruta aporta además hidratos de carbono de utilización rápida, aquellos que el organismo transforma en energía rápidamente y, por lo tanto, son más beneficiosos.

  • Pan, pasta y cereales:

Proporcionan gran cantidad de hidratos de carbono, la principal fuente de energía para el organismo, y dan sensación de saciedad. Aporta además vitaminas del grupo B y fibra. Se pueden consumir a diario.

  • Grasas y aceites:

Después de los hidratos de carbono, son la segunda duente de energía. Dan mucho sabor, pero no se debe abusea de ellos, sobre todo de las grasa saturadas (aportan colesterol malo) que se encuentran principalmente en la bollería industrial, los embutidos, los patés y las mantequillas.

Las grasas insaturadas son mucho más saludables (aceite de oliva, aguacate, frutos secos, aceite de maíz, soja o girasol, pescado azul) ya que protegen contra las enfermedades cardiovasculares y frenan el envejecimiento celular. Se puede tomar una pequeña cantidad de este tipo de grasa al día.

  • Carnes, pescados, huevos, legumbres y frutos secos:

Fuente proteínas. La carne, además de proteínas, contiene hierro, zinc, vitaminas del grupo B y grasa saturadas, por eso es mejor escoger carnes magras. El pescado es igual de nutritivo que la carne, pero su grasa es buena (Omega 3). También son fuente de proteínas las legumbres y los frutos secos, igual que los huevos, con la diferencia que éstos aportan un alto contenido en colesterol, por eso hay que reducir su consumo a tres veces por semana.

  • Leche y derivados lácteos:

Son la fuente más importante de calcio, un mineral vital en los niños ya que interviene en el crecimiento. También contienen proteínas, hidratos de carbono y vitamina D. Los niños deben consumir unos 500 ml al día. Tanto la leche como los yogures deben ser enteros para que conserven todo su valor nutricional.

Dejar una respuesta