amamantare.jpg

La  Organización Mundial de la Salud recomienda que la lactancia materna se prolongue de forma exclusiva durante al menos seis meses. A continuación te explicamos cómo conseguir que tu leche esté en perfectas condiciones.

1- Bebe muchos zumos de fruta recién exprimida cada mañana para reforzar tu ingesta de vitaminas.

2- Si quieres picotear, optar por las pipas, los cereales y la fruta, en lugar de galletitas o snacks salados, que sólo contienen calorías vacías.

3- Come siempre que tengas hambre, aunque eso signifique comer diez veces al día.

4- Consume alimentos ricos en ácidos grasos esenciales, como las pipas de girasol, el pescado azul y los huevos, ya que son decisivos para el desarrollo del cerebro y el sistema inmunitario de tu hijo.

5- Asegúrate de beber mucha: tu cuerpo necesita una ingesta adicional de agua para producir leche.

Dejar una respuesta