Vamos a realizar una original y alegre guirnalda de hojas otoñales para colocar en la ventana de tu cuarto, o en la guardería. Consejo para los niños: En el caso de trabajar con hojas frescas, se debería colgar las guirnaldas el mismo día . Pero si lo van previendo con antelación, pueden secar las hojas poniéndolas en un libro. De lo contrario se arrugan al secar, y pierden su atractivo.

Utilizarás los siguientes materiales: Papeles en colores otoñales (tonos anaranjados y marrones, tonos rojos y verdes oscuros), hilo de lana o cuerda fina, castañas, bellotas, nueces…, cuentas de madera, aguja, tizas de cera, lápices y rotuladores de colores, pegamento para manualidades

Realizarla: Primero se debe recortar las hojas a pulso o según modelo que tengan (usando hojas naturales secas o dibujadas en una cartulina) y pintarlas en colores otoñales.
Luego, las hojas recolectadas o realizadas (según fantasía o modelo) se enhebran en hilo de lana o cuerda, alternando con cuentas de madera, nueces y frutos, según te mostramos en la foto. Las nueces y los frutos se perforan con taladro. Fijar las hojas con pegamento para manualidades en la cuerda y dejar secar bien. Pueden utilizar una gran variedad de  cosas en la cuerda que harán que los diseño queden mas original.

Dejar una respuesta