gorro-bebe

La ropa que elijas para tu niño es fundamental para que logre tener una sensación de bienestar.

Te ofrecemos una serie de recomendaciones:

1. Escoge prendas de tejidos naturales, como el algodón, pues éstos facilitan la transpiración. Es mejor evitar la ropa elaborada con materiales sintéticos.

2. Ponle la ropa holgada, que no le apriete y que sea fácil de quitar y poner (fíjate si tiene aberturas para el cambio de pañal, si entra bien por su cabecita…..).

3. Prima la comodidad al diseño. Aunque te apetezca mucho ponerle determinadas prendas, comprueba antes que no resultan molestas para el niño (que no tengan costuras grandes que puedan rozarle o adornos que lo lastimen).

4. A la hora de elegir la cantidad de ropa, ten en cuenta la temperatura ambiente. Si dudas, es mejor vestirlo con varias capas que se puedan ir quitando o poniendo según varíe el calor, antes que elegir una prenda demasiado cálida que pueda agobiarlo.

5. Un error frecuente es abrigar al niño en exceso, lo que puede hacer subir incluso su temperatura corporal. Comprueba que está bien poniendo tu mano en su pecho o en la espalda; ten en cuenta que los recién nacidos no tienen desarrolladas las glándulas sudoríparas y por eso no suelen sudar.

Dejar una respuesta