niña

A la etapa de los dos años se la llama “la edad del no”. De modo que ése es un comportamiento totalmente normal en los chicos. Decir “no” se convierte en una especie de tic, en una suerte de sarampión. Y no hay que preocuparse por esa condcuta, ya que no tarda en pasar.

Mientras tanto, hay que armarse de humor, paciencia, comprensión. Intentar no entrar en enfrentamientos con el chico (no ponerse a su nivel), ser astuto, distraerlo y dar un rodeo para solventar esas situaciones es efectivo. Y no hay que sorprenderse si en algunas ocasiones tiene una rabieta, o más de una: a esta edad, también son  de lo  más normales.

Dejar una respuesta