Porque decimos que en la lactancia es tu bebé quién decide, porque: es importante que tu hijo se separe del pecho cuando este realmente satisfecho. Si la apartas antes de tiempo y para cambiarlo de lado…..

Tendrá hambre antes. Reclamará el pecho más a menudo porque así solo toma la primera leche, con más lactosa y agua, y no la que contiene más grasa (y es la que la sacia). Si vuelve a cogerse al pecho a los 10 minutos, conseguirás extraer la leche con grasa, lo que no ocurrirá si lo hace al cabo de más tiempo, porque el pecho habrá empezado a formar leche nueva.

Puede sentirse mal. La sobrecarga relativa de lactosa le puede provocar gases o malestar.

Subirá de peso igualmente. La mayoría de las veces el aumento de peso sigue siendo normal porque que tome menos grasa no quiere decir que no tome suficiente calorías. Eso sí, necesita más cantidad de leche.

Dejar una respuesta