Los pediatras no tienen una postura unánime sobre dormir padres y bebé juntos, una práctica que puede beneficiar la lactancia materna pero que no está exenta de riesgos. Muchas parejas prefieren dormir con sus pequeños para centrarse en una crianza con apego. Ésto puede crear un vínculo emocional fuerte entre padres e hijos. Además, es más fácil para la madre darle el pecho varias veces por la noche. Sin embargo, puede crear problemas de sueño en edades posteriores, dificultar la independencia de los niños e interferir en la relación personal de la pareja.

bebe

Un estudio reciente declaró que dormir junto a un lactante regula los patrones de sueño de la madre y su bebé. Además, les da a ambos más oportunidad de un buen descanso, e influye en el mantenimiento de la producción de leche. También se ha evidenciado que aquellos niños que compartieron camas con sus padres eran más optimistas y tenían menos números de rabietas. Sin embargo, La Academia Estadounidense de Pediatría recomienda no dormir con los niños en tu cama, y alega que no es bueno para su salud ni su bienestar, pero muchos padres no están de acuerdo.

Cada mamá y papá pueden hacer lo que mejor les resulte siempre y cuando conozcan los pros y los contras. Si elegís dormir un tiempo con el bebé en la cama debéis saber que, conforme crezca, debemos acostumbrar a que duerma solo para que, cuando sea mayor, no tenga problemas de insomnio.

Dejar una respuesta