intercomunicador

Cuando estás esperando un bebé, es recomendable realizar una lista con los aparatos que nos serán útiles e incluso con los inútiles. En función de la experiencia particular de cada uno, la lista cambiará.

Si vives en un piso normal, es imposible no oír llorar a un niño aunque esté en el otro extremo de la casa. Pero si el intercomunicador ayuda a que unos padres vivan más tranquilos, pues estupendo. ¿Pero de verdad son efectivos?

Los intercomunicadores sí que pueden venir bien, pero en casos muy concretos, como por ejemplo vivir en un adosado de cuatro plantas.

Los vigilabebés de sonido suelen ser opciones sencillas u ocasionales, pero actualmente los modelos más solicitados y en los que las marcas están trabajando más duro tiene al vídeo como protagonistas. Aunque también debes de saber que son más caros.

Los vigilabebés con vídeo son intercomunicadores que permiten, además de escuchar o hablar a nuestro hijo, verlo incluso en la oscuridad para mayor tranquilidad de los padres en esos momentos en los que no estamos junto a ellos.

Una de las marcas que mayor número de modelos con cámara de vídeo en su catálogo, es Rimax. Además, sus modelos avanzados son un referente en la categoría y son muy fiables.

Este sistema de intercomunicador con vídeo se compone de una cámara que viene con sistema de velcro para poder colocarla en más sitios, y un receptor con pantalla de 2.4 pulgadas. Si no queremos que este equipo sea más grande, ese es un tamaño aceptable, aunque con 3.5 pulgadas lo veríamos mucho mejor.

Ese monitor incluye un modo de detección de ruido que manda una alerta al receptor. El sistema puede funcionar con pilas o batería recargable.

La cámara transmite audio y vídeo en color, e incluye sistema de visión nocturna. Entonces lo veremos en blanco y negro. Este sistema podemos ampliarlo con hasta tres cámaras más.

El fabricante Chicco también tiene un modelo con función de vídeo. Se llama Baby Control Video Digital Plus.

Este sistema incluye cámara de infrarrojos para ver al bebé en la oscuridad, contando además con una luz antioscuridad y cinco nanas para tranquilizar al bebé, regulación de intensidad de la señal y un alcance de 150 metros.

La pantalla de la unidad receptora es de 2.4 pulgadas y se activa cuando se detecta ruido.

 

 

 

Imagen: papas e hijos

Dejar una respuesta