mama-y-bebe-a-upa.jpg

Ningún lugar en el mundo es tan agradable y beneficioso para su desarrollo y bienestar que los brazos de mamá. Sin efectos secundarios, lo importante es saber cómo tomarlo, no cuando. No son pocos los “expertos” que sostienen la teoría de que tomar a un bebé en brazos cada vez que llora es malcriarlo. Y no son pocos los padres que, haciendo tripas corazón, siguen el consejo por el supuesto bien de su hijo.

LOS BENEFICIOS DE LOS BRAZOS DE MAMÁ:

Comunicación: Estando cerca de tu bebé sabes en cada momento cuáles son sus necesidades y, por lo tanto, atenderlas al instante.

Estrés: Al estar en tus brazos recuerda su estancia en tu vientre, sintiéndose más arropado y, por lo tanto, menos nervioso.

Sueño: Si pasa mucho tiempo contigo durante el día, dormirá con más facilidad y durante más tiempo durante la noche.

Salud: Los bebés criados con el método canguro sufren menos cólicos, están menos inquietos y tienen un índice menor de sufrir el síndrome de muerte súbita.

Inteligencia: L a estimulación del movimiento incrementa y enriquece sus conexiones neuronales. Él ya pasó nueve meses en continuo balanceo, por lo que el movimiento es lo que más le conviene.

Independencia: En tus brazos, tu bebé se siente querido, seguro y confiado, por lo que en el futuro, será más independiente y tendrá mayor autoestima, ya que ha visto sus necesidades cubiertas sin demora. Eso le proporciona fortaleza interior.
 

Dejar una respuesta