huellas-dactilares

Las huellas son rugosidades con formas arbitrarias que adopta la piel de los dedos entre la 6a y la 1oma. semana de gestación. Mientras la piel se está formando es como cemento fresco, en el que se graba todas las circunstancias de esa época de la gestación: posición, características del líquido amniótico y de los distintos niveles hormonales. Por ello el dibujo final es distinto en cada persona. Sin embargo, aún no se tiene certeza de cómo se forman los surcos.

huelladactilar

Un equipo de la Universidad de Arizona ha formulado una teoría: las huellas serían el resultado de las tensiones que se acumulan en las diferentes capas de la piel mientras se desarrolla el feto. La capa basal crece más rápidamente que las otras dos en la punta de los dedos, por lo que se generan tensiones que dan lugar a estas “arrugas”. Incluso los gemelos idénticos tienen huellas dactilares distintas, por ello es un método utilizado desde hace más de 2.000 años: las tabletas de arcilla de Babilonia aparecen ya firmadas con una huella dactilar. Hoy se toman de los dedos índices porque son menos propensos a sufrir heridas.

Compartir
Articulo anteriorLas contracciones
Artículo siguienteLos avances de la reproducción asistida
Educadora social, fotógrafa y amante de la vida. Tengo bastante experiencia en diseño gráfico, montajes, restauración, carteleria, etc. Dentro de mis aficiones tengo que decir que me fascina dibujar, la música, el cine, leer y, claro está, escribir (tengo algunos cuentos y relatos cortos)... ¡entre muchas otras cosas!

Dejar una respuesta