perrocarinoso.jpg

Cuando los niños son pequeños, ese miedo no tiene nada de extraño. Por lo general se debe a una mala experiencia por parte del niño o sino a un modelo propiciador o sea cuando el padre o la madre le tienen miedo, no le gustan los animales y continuamente le están diciendo “cuidado no te acerques”, “cuidado hay un perro”, “aléjate de ese animal”…… Sin duda que ese miedo se lo pasamos a él pequeño.

Cuándo se relaciona al pequeño con los perros a través del progenitor que no les teme, el niño tenderá a imitar esa actitud, lo verá como algo normal. Una forma de tratar de que tu niño supere ese temor es, contarle cuentos sobre perritos buenos que sean amigos de los chicos, regalarle libros con ilustraciones de razas de perros, que vea dibujitos animado en los cuales los perros quieren y juegan con los niños…. Pero siempre lo mejor es no forzarlo y dejarlo tomarse el tiempo que necesite.

Dejar una respuesta