nila

Hoy 15 de febrero se celebra el Día Internacional del Niño con Cáncer, una fecha que los padres aprovechan para recordar la importancia del diagnóstico temprano en la detección y tratamiento del cáncer. El cáncer sigue atacando de manera general, pero cuando se trata de niños, es de destacar que afecta de forma muy distinta a como lo hace con los adultos. Un diagnóstico a tiempo puede marcar la diferencia entre un buen o mal pronóstico y en las secuelas que puedan quedar tras la enfermedad. En España se detectan unos 1.300 casos al año en niños y adolescentes, con una supervivencia media del 80%.

La AECC está desarrollando once proyectos de investigación contra el cáncer infantil con una dotación de 1.886.129 euros y se convierte así en la primera entidad que ha proyectado una línea específica de investigación biomédica en cáncer infantil. Es muy importante que ante cualquier síntoma, los padres lleven al médico a su hijo para que le hagan las pruebas  pertinentes por si estuviera enfermo. Siempre que se detecte a tiempo, será mejor.

Entre los proyectos que se están llevando a cabo actualmente, se investigan tumores prevalentes en niños y adolescentes como los neuroblastomas, las leucemias o los tumores malignos del nervio periférico, que suelen ser los más frecuentes en bebés o niños. El cáncer en niños pequeños no suele ser por herencia sino por otras causas. Los síntomas de la leucemia son: moretones en la piel sin causa aparente, le sigue el sangrado por la boca, la nariz, dolores en el cuerpo y la fiebre.

Al detectar el padecimiento en un niño, inicialmente se lleva a un médico pediatra, quien ha de remitirlo a un hematooncólogo, pues requiere de un hospital para confirmar el diagnóstico. De allí se procede a la estadificación de la enfermedad, a fin de saber si el cáncer está localizado o se desarrolla en todo el cuerpo. Uno de los objetivos es advertir si el compromiso llegó a lugares de más riesgo como el cerebro y el grado de severidad del padecimiento. El niño empezará un tratamiento y le irán haciendo revisiones a menudo.

Dejar una respuesta