Toma nota de las 5 etapas que te ayudarán a transformar tu hogar en un lugar más seguro para tu bebé :

1 Caídas: Mientras que tu hijo trata de aprender a andar y a mantener el equilibrio, lo más probable es que experimente un montón de tropezones, o sea que para prevenir las caídas serias, instala puertas de seguridad en los dos extremos de las escaleras así como en la puerta de la habitación de tu pequeño para asegurarte que va a mantener sus pies firmes encima del suelo.

2. Impactos: No puedes envolver a tu niño con algodón pero para limitar los golpes y los tropezones, coloca protectores en las esquinas de las mesas y asegúrate de que las puertas de crital o las ventanas bajas estánfabricadas con cristal seguro o cubiertos con una película de seguridad.

3. Atragantarse: Todos sabemos que los bebés adoran meterse cualquier cosa en sus bocas, o sea que intenta mantener los objetos pequeños fuera de su alcance y vigílalos siempre cuando toman el biberón.

4. Quemaduras: Mantén las bebidascalientes fuera del alcance de sus pequeñas manos, y cuando preparas un baño, abre siempre el agua fría primero, luego añade poco a poco agua caliente. Prueba la temperatura con tu codo y no dejes nunca a tu hijo sin vigilancia en el agua, incluso durante un segundo.

5. Sospecha de envenenamiento: No dejes nunca medicamentos o productos de la limpieza al alcance de tu hijo. Colócalos en los armarios más altos e instala sistemas de cierre seguro en las puertas.

Dejar una respuesta